La Región
Sábado 17 de Junio de 2017

Investigan la muerte por falta de atención de una afiliada de San Lorenzo

El caso ocurrió el pasado lunes a la noche, cuando una mujer, Beatriz Isasa, de 83 años y residente en San Lorenzo sufrió una caída que no parecia ser de gravedad en su hogar.

Los directivos locales de la Obra Social Nacional para Jubilados y Pensionados Pami confirmaron que abrirán un sumario y citarán a declarar a los responsables médicos de los efectores de salud que le habrían negado la atención a una mujer de San Lorenzo, por lo que luego, tras deambular sobre una ambulancia durante varias horas de hospital en hospital, esta falleció.

Aunque se negó a ampliar sus declaraciones y a proporcionar más detalles, la directora ejecutiva del Pami, la abogada Milva Sánchez, indicó a La Capital que efectivamente se instruirá un sumario luego de tomar declaración al personal médico interviniente así como a los responsables médicos de los centros de salud en los que se el personal de la ambulancia intentó que fuera atendida.

El caso ocurrió el pasado lunes a la noche, cuando una mujer, Beatriz Isasa, de 83 años y residente en San Lorenzo sufrió una caída que no parecia ser de gravedad en su hogar. El golpe recibido la mareó y en la primera atención en el Centro 21 de Diciembre, le ordenaron una radiografía y el medicamento Paracetamol. Según señalaron sus familiares, la mujer volvió caminando a su hogar, pero ya en él, no pudo ingerir la pastilla recetada.a partir de que su garganta se estaba cerrando al punto de dificultarle la repiración y el habla.

Ante el cuadro, fue llevada por una ambulancia del servicio privado AMCE al Hospital Eva Perón de Granadero Baigorria, donde se le efectuaron estudios, pero por ser afiliada de Pami fue derivada al Policlínico Pami II de Rosario, donde a su vez les indicaron que no había lugar y que no figuraba en los registros. Finalmente y mientras el personal de la ambulancia intentaba conseguir vía comunicaciones, un lugar de internación en varios centros de salud donde también fue rechazada, Según señalaron sus hijas Graciela y Liliana Gallegos, finalmemte fue recibida en el Hospital Italiano donde, en el marco de una hemorragia interna y dos paros cardíacos, falleció.

Cabe señalar aquí que la mujer no podía ser internada en San Lorenzo como afiliada de Pami a raiz de que el Grupo Masa de esa ciudad al que estaba asociada dejó de brindar ese servicio por haber Pami rescindido el contrato obligando a los pasivos a atenderse lejos de su domicilio.

Según señalaron los familiares de la víctima, no la atendían porque "era de San Lorenzo" pero básicamente porque "no estaba inscripta", argumento este último que habrían utilizado hasta en el mismo PAMI II. "El médico llamaba a Rosario y desde el Laprida, que le correspondía por no estar más en Masa con atención para PAMI, le dijeron que no. Así en cinco sanatorios", expresó ayer a los medios una de sus hijas, quien recordó: "Veíamos la desesperación del médico, del camillero, del enfermero que le inyectó algo para abrir las vías respiratorias, pero nada funcionaba. En el Laprida no la aceptaron, tampoco en Rosendo García, Delta, Plaza, cinco sanatorios llamó y no la tomaban, porque su nombre no figuraba en ningún lado por PAMI".

Comentarios