Miércoles 23 de

abril de 2014

  • Ahora

    20 °C
  • JUEVES

    Min. 12 °C Max. 23 °C

  • VIERNES

    Min. 11 °C Max. 21 °C

Martes, 08 de abril de 2008  00:31 | La región

La fábrica Motomel reabrió ayer su planta de La Emilia

La ensambladora de motovehículos Motomel reabrió ayer las puertas de su planta industrial ubicada en esta localidad, tras una semana de permanecer inactiva por un conflicto con sus 440 operarios. La Unión Obrera Metalúrgica (UOM) de San Nicolás calificó la situación como una "normalidad transitoria", y celebró que continúe el diálogo entre la patronal y sus empleados.

Por Osvaldo Flores / La Capital

La Emilia. — La ensambladora de motovehículos Motomel reabrió ayer las puertas de su planta industrial ubicada en esta localidad, tras una semana de permanecer inactiva por un conflicto con sus 440 operarios. La Unión Obrera Metalúrgica (UOM) de San Nicolás calificó la situación como una "normalidad transitoria", y celebró que continúe el diálogo entre la patronal y sus empleados.

  El conflicto se inició cuando, tras la exigencia por parte de los trabajadores de un incremento salarial de alrededor del 30%, la empresa contraatacó con el despido de 100 operarios y el cierre de su planta, donde se ensamblan unas 7 mil unidades de 35 modelos distintos de motos con partes provenientes de China.

  "La empresa reabrió sus puertas ayer por la mañana y en asamblea los compañeros decidieron retomar las tareas. Mientras tanto, el diálogo transcurre por dos carriles diferenciados; por un lado, respecto de los operarios despedidos, y por otro por el aumento salarial solicitado", indicó Fabián Gigli, miembro de la comisión directiva de la UOM nicoleña.

 

Hasta las paritarias. La novedad más importante se registró durante el transcurso de la asamblea realizada a primera hora de la mañana, donde también participó uno de los gerentes de la planta. Allí se comunicó que la empresa entregaría una retribución "extraordinaria" de 200 pesos a cada operario, hasta tanto se concreten las paritarias del sector. "Si las paritarias se demoran, existe la posibilidad de entrega de otros 200 pesos el mes próximo", adelantó Gigli.

  "Algunos de los compañeros despedidos fueron reincorporados, y otros negocian su retiro voluntario con el ciento por ciento de la indemnización. Ese diálogo continúa con la empresa", añadió el dirigente sindical.

  "Por ahora estamos en una normalidad transitoria, pero también hay que destacar que desde la empresa la idea es seguir operando en La Emilia, así que es importante poder mantener esta fuente de trabajo", celebró Gigli.

  Luego de no obtener respuestas a su reclamo de incremento del salario básico de 1.200 a 1.600 pesos, los operarios realizaron un paro de actividades por 48 horas el lunes y martes de la semana pasada. El miércoles habían retomado las tareas, pero el jueves por la mañana se encontraron con la planta cerrada y el envío de 100 telegramas de despido por parte de la empresa. La situación continuó igual el viernes y también el fin de semana, aunque los sábados y domingos habitualmente no se realiza ninguna actividad en la planta.

 

Como en los 90. Según se pudo saber, el libre ingreso al país de motocicletas ya armadas en el sudeste asiático —especialmente desde China—, está afectando la competitividad de Motomel, una empresa de la familia Meier que emplea a unos 600 trabajadores en sus plantas de La Emilia y San Luis.

  "Motomel está perdiendo competitividad por el libre ingreso de motocicletas armadas afuera, y se produce una situación que se asemeja a la década del 90", ratificaron desde la UOM nicoleña.

certifica.com