Economía
Martes 26 de Julio de 2016

La provincia y Fisfe, en máxima alerta por el impacto de las importaciones

La central fabril y el Ministerio de Producción lanzaron un observatorio sobre el ingreso de bienes del exterior. Panorama preocupante.

El Ministerio de Producción de la provincia y la Federación Industrial de Santa Fe (Fisfe) presentaron ayer el Observatorio de Importaciones. Se trata de una herramienta de análisis y alerta temprana que apoyará la defensa del sector productivo santafesino, amenazado por el ingreso desbordado de mercadería del exterior.

En el primer semestre del año, los números oficiales dan cuenta de un aumento de las cantidades importadas del 10 por ciento respecto del año pasado. Pero esas cifras, más pesadas en un contexto de caída de la actividad económica y alta inflación, se muestran más impactantes al interior de cada sector. Se ven incrementos de entre 350 por ciento y más de 1.000 por ciento en muchos casos.

Estos datos acompañaron el informe que el director de Comercio Exterior de Santa Fe, Daniel Galaverna, presentó a representantes de cámaras industriales y provinciales de a provincia que se reunieron ayer en la sede de Fisfe. Entre los clusters de peso económico y social en Santa Fe, enumeró la metalmecánica, golpeado especialmente en el sector de línea blanca y carroceros. También el calzado, el mueble, la industria textil, la porcinicultura y la avicultura. Algunos datos: en el primer semestre de 2016 el ingreso de productos de línea blanca subió de 16 mil unidades a 61 mil unidades. Hay casos como el de las exhibidoras, con subas del 350 por ciento. La importación de licuadoras subió de n de 66 mil unidades a 150 mil. La fabricación de muebles, que en la provincia dan vida a los clusters de Cañada de Gómez y Esperanza, sufre el impacto de un aumento del 25 por ciento interanual en las importaciones, que llega a 67 por ciento cuando se trata de muebles y dormitorios.

En calzado, la importación creció 35 por ciento. El ingreso de carne de cerdo del exterior aumentó 77 por ciento. En el mismo lapso, subió 127 por ciento la entrada de carne de pollo, y de 1.332 por ciento de pollo trozado. Un caso emblemático es la industria carrocera, que vio más que duplicar la importación. Los importados ya ocupan un tercio de mercado.

En el contacto con los industriales presentes surgieron alertas en otros sectores, todos los cuales articulan densas geografías económicas y sociales de Santa Fe. Sorprendió la queja que vino de Las Parejas, capital de la maquinaria agrícola y supuesta beneficiaria de las medidas que le dieron más rentabilidad al campo. Alertaron sobre la importación de sembradoras y agropartes.

El presidente de la Federación Industrial de Santa Fe (Fisfe), Guillermo Moretti, explicó que la provincia de Santa Fe fue la primera en reaccionar ante la invasión importadora porque "su actividad industrial es muy variada y conformada por muchas pequeñas y medianas empresas". El directivo de la central fabril santafesina y de la Unión Industrial Argentina (UIA) advirtió pidió medidas urgentes porque la situación "se agrava día a día".

El ministro de Producción, Luis Contigiani, explicó que en la provincia se recogen tres preocupaciones: la recesión, el aumento de los costos y la competencia importadora. Y recordó que " la mayoría de los santafesinos tiene su vida al mercado interno y no a un enclave agroexportador o financiero".

La cartera productiva y Fisfe comenzaron a trabajar contra la ola de importaciones desde que recibieron tempranamente las quejas de empresas y cámaras industriales. Mantuvieron numerosas reuniones con funcionarios nacionales. Incluso presentaron un documento con propuestas para administrar el comercio.

Pero la presión no cede. El Observatorio cuenta con s técnicos de Producción y Fisfe. Sergio Buchara, por la cartera productiva, y Marcelo Comelli, por la entidad industrial, explicaron que el organismo habilitó un correo para recibir información, además de las cifras oficiales y de la presencia territorio. Se publicarán informes periódicos y esperan agitar el debate y sumar voces a esta agenda. El tiempo, advierten, se agota.

Golosinas

Las exportaciones medidas en valores del sector de golosinas, galletitas y snacks cayeron en los primeros cinco meses del año un 21,4% respecto a igual lapso de 2015. En tanto las importaciones crecieron en ese mismo período un 27,5% interanual. Así lo señaló un informe de Investigaciones Económicas Sectoriales (IES).

Comentarios