El Mundo
Martes 13 de Septiembre de 2016

La oposición venezolana presiona a Maduro por el referendo

Henrique Capriles descalificó las gestiones del español Zapatero en busca de "diálogo". "Sólo es posible si el gobierno acepta el revocatorio".

El máximo líder opositor venezolano Henrique Capriles dijo que el diálogo con el gobierno chavista de Nicolás Maduro sólo es posible para definir la realización del referéndum revocatorio del mandato presidencial, obstaculizado por las instituciones del régimen. Capriles volvió a criticar al ambiguo rol de mediador del ex presidente español José Luis Rodríguez Zapatero.

"Que nos digan los españoles qué debemos esperar de la «gestión» del ex presidente Rodríguez Zapatero en nuestra Venezuela", dijo Capriles en alusión al político español, que se reunió el fin de semana con Maduro. "Insiste el señor Zapatero en ser mediador para el «diálogo», donde los venezolanos no puedan ejercer derecho al revocatorio. Cada día se descalifica más", agregó. La percepción de Capriles es la de casi todos los venezolanos no chavistas, hoy una enorme mayoría. En resumen, se preguntan ¿qué "diálogo" se puede plantear con Maduro? Sus servicios y grupos paramilitares detienen y desaparecen durante días a opositores, como ocurrió en isla Margarita; el Tribunal Supremo, que le responde, lleva casi 30 sentencias contra las leyes promulgadas por el Legislativo desde que en diciembre quedó en manos de la oposición. El único poder que no controla el chavismo es así anulado mediante sentencias de un tribunal cuya sala constitucional fue apresuradamente reconfigurada luego del triunfo de la oposición en las elecciones legislativas. Muchos de los jueces nombrados claramente no califican para tan alto cargo.

Capriles también se refirió a la visita que esta semana realizará a Venezuela el secretario general de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), Ernesto Samper, para examinar los avances del diálogo con la oposición. Samper y la Unasur son fuertemente criticados por la oposición ylos medios independientes, dada su abierta posición favorable al régimen chavista. "¿A qué viene Samper? ¿A la Cumbre (del Movimiento de los No Alineados)? ¿A despedirse personalmente del gobierno ya que termina su nefasta gestión en Unasur?", preguntó Capriles.

¿Presos o referendo? Por su parte, el presidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, señaló que la oposición seguirá insistiendo en que el referéndum se haga este año, y afirmó que el gobierno ha encarcelado a varios dirigentes opositores a fin de negociarlos para evitar el referéndum. "No vamos a cambiar presos políticos por referéndum. Los presos nos dicen que prefieren continuar presos si eso significara cambiarlos por el referéndum", advirtió.

La oposición insiste en que el referéndum debe hacerse en 2016, dentro del tercer año del mandado de seis, lo que abriría la puerta a una nueva elección presidencial. De efectuarse después del 10 de enero de 2017 y perderlo Maduro, el mandato lo terminará el vicepresidente hasta enero de 2019. En cualquier caso se descuenta una segura derrota oficialista, de ahí que Maduro desee no solo postergar sino evitar el referéndum. Ramos advirtió que si el Consejo Nacional Electoral (CNE) no anuncia hoy la fecha para colectar las firmas para activar el referéndum, casi cuatro millones de firmas, continuarán las manifestaciones de la oposición. El secretario de la Mesa de Unidad Democrática (MUD), Jesús Torrealba, dijo que para el jueves se mantiene la convocatoria a una nueva movilización.

Comentarios