Agroclave
Lunes 30 de Mayo de 2016

La oposición presiona por la Carta Democrática

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Henry Ramos Allup, dijo que gestionará el derecho de palabra ante el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) para exponer la crisis venezolana.

El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Henry Ramos Allup, dijo que gestionará el derecho de palabra ante el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) para exponer la crisis venezolana. Ramos dijo en su cuenta de Twitter que es "invalorable" la actitud del secretario general de la OEA, Luis Almagro, en el caso de Venezuela, que esgrime la posibilidad de aplicar la Carta Democrática Interamericana.

"Gestionaré me conceda derecho de palabra ante Consejo Permanente", señaló el líder legislativo, quien encabeza una serie de intentos de la mayoría opositora en la Asamblea para adelantar el fin del gobierno del presidente Nicolás Maduro por vías constitucionales. Ramos no dio detalles ni fecha sobre su eventual presentación en la OEA.

La oposición venezolana responsabiliza a Maduro de la crisis económica que azota al país, por lo que solicitó un referéndum revocatorio de su mandato, que ha sido negado por todos los niveles del gobierno, pese a haber reunido un número récord de firmas de apoyo en pocos días. Todos los sondeos indican que Maduro perdería por amplísimo margen su mandato si se somete a un referendo sobre su gestión.

Recientemente, un grupo de diputados de la oposición visitó la sede de la OEA en Washington para proponerle a Almagro que impulse la aplicación de la Carta Democrática, en vista del intento del gobierno de anular al Poder Legislativo desconociendo las leyes que ha aprobado. Esta maniobra hace pasible de aplicación de la Carta a Venezuela, según coinciden juristas de diversas latitudes. La oposición se reunió el fin de semana en República Dominicana con los facilitadores de un diálogo con el gobierno: los ex presidentes de España, José Luis Rodríguez Zapatero; de Panamá, Martín Torrijos, y de República Dominicana, Leonel Fernández, a quienes reiteraron las condiciones que exigen: la aceptación del referéndum revocatorio, la liberación de presos políticos, atención a la crisis humanitaria que sufre el país y el respeto a la Asamblea Nacional.

El gobierno de Venezuela reiteró ayer que el referendo revocatorio no se realizará este año. Asimismo, condicionó su asistencia a las negociaciones a que no intervenga en ellas un dirigente adversario que formó parte de las conversaciones de los últimos días. "Estoy completamente seguro de que es imposible que el revocatorio se haga este año", afirmó el alcalde del municipio caraqueño Libertador y jefe de campaña del chavismo, Jorge Rodríguez. No dio explicaciones del retraso. El pedido de referendo se ha presentado a inicios de mayo. Junto a su hermana, la canciller Delcy Rodríguez, el alcalde fue uno de los dirigentes chavistas que conversaron en República Dominicana con los tres ex gobernantes extranjeros.

Comentarios