Policiales
Miércoles 27 de Julio de 2016

La mataron a golpes y puntazos en su casa cuando resistió un supuesto robo

Angela Almanso vivía sola y tenía 84 años. Los vecinos no la veían desde el sábado y ayer dieron aviso a la policía, que se topó con el cuadro fatal.

Angela Almanso tenía 84 años y fue asesinada en su casa del barrio Santa Rita, en la ciudad de Granadero Baigorria, donde residió las últimas cuatro décadas. La mujer recibió tres profundas puñaladas que su homicida le asestó entre el mediodía del sábado, cuando los vecinos dijeron haberla visto por última vez, y el mediodía de ayer, cuando llamaron a la policía y la encontraron sin vida pasadas las 14, en su cama y en medio de un gran manchón de sangre.

Además de las heridas provocadas con un arma blanca, Angela presentaba un sinnúmero de golpes en distintas partes del cuerpo y la autopsia que se realizará en el Instituto Médico Legal determinará las causas del deceso. "Nosotros no escuchamos nada, nos llamó la atención no verla y cuando ingresamos al patio de la casa con la policía nos encontramos con la puerta de atrás rota. Al entrar vimos que ella estaba en la cama, toda ensangrentada", sostuvo Carlos, de 62 años y sobrino de la víctima fatal.

Los móviles. Aparentemente, y según fuentes policiales, en una primera revisión no habría objetos faltantes en la casa y ayer se investigaba si la mujer tenía algo de dinero que le podrían haber robado. Es que en el lugar "estaba el televisor, el freezer y otros objetos hogareños, pero la casa estaba toda revuelta", dijo un uniformado.

Los pesquisas presumen que la mujer pudo haberse defendido mientras sus atacantes buscaban dinero en los distintos ambientes de la propiedad.

A los vecinos les llamó la atención no ver a doña Angela en las últimas 48 horas y, preocupados, ayer llamaron a la policía e ingresaron a la casa por el patio. Entonces encontraron la puerta que da al interior de la vivienda totalmente rota. "Le tiraron una piedra grande y así la abrieron. Una vez adentro le deben haber tapado la boca o algo así, porque nadie escuchó nada", contó una vecina.

Otro relato brindado por la gente del barrio a La Capital es que los maleantes "entaron por un rincón del patio que da a una casa lateral. No se veían huellas y ni siquiera la policía de Homicidios, que estuvo hasta las cuatro de la tarde, pudo encontarlas. Así que no se sabe cuántos eran".

Una mujer fuerte. En tanto, su sobrino Carlos comentó angustiado que "Angela siempre decía que la podían robar, pero que se iba a defender, que los iba a arañar y a pegar. Tendrían que hacerle un examen en las uñas, seguro encuentran algo", arriesgó con la seguridad de estar ante la escena de una serie televisiva.

La anciana vivía sola y era muy querida en el barrio. "Era una buena vecina, saludaba, charlaba con todos y se movía por sus propios medios. Hacía las compras, cobraba su jubilación y los hijos venían de vez en cuando". Tuvo siete hijos y todos viven en Rosario, comentó una mujer mayor que reside en la cuadra.

Carlos, a su vez, recordó: "Ella me decía siempre: «Ojalá que pueda vivir hasta los 90 y pico de años». Y podría haber llegado. Caminaba mucho y seguro que los que le intentaron robar tuvieron que hacerle frente, era flaca pero con un cuerpo resistente, no era justamente una viejita débil".

Angela Almanso tuvo dos matrimonios y enviudó dos veces. El último marido, "Chompi" Palomares, se dedicaba a la albañilería, vivía en Granadero Baigorria y lo mataron en el marco de un asalto a su casa.

Los vecinos comentaron que "el barrio está muy peligroso, a cada rato roban de la misma manera. Entran por los fondos y te sacan lo que pueden. Es un desastre".

Estadística

116 Ios homicidios registrados en Rosario en lo que va del año, 10 menos que a esta fecha de 2015.

Comentarios