Edición Impresa
Sábado 17 de Mayo de 2014

La maquinaria para la lechería, con un horizonte incierto

(Por Patricia Martino / La Capital). _ Las empresas proveedoras de equipos e insumos plantearon un escenario de menores ventas.

Las empresas proveedoras de maquinarias e insumos para la industria láctea están en alerta. El año comenzó con escasas ventas y el horizonte futuro es incierto. Es que el encarecimiento del crédito tras la devaluación de principio de año complicó el escenario y los tamberos frenaron sus decisiones de inversión. Sin embargo, para revertir el parate algunas de las firmas preparan nuevas herramientas financieras y tienen todas las fichas puestas en un cambio de tendencia en los próximos meses.

José Antonio Camoletto, gerente de ventas de De Laval, destacó que si bien el precio del litro de leche "subió a alrededor de 2,75 pesos y eso mejoró la ecuación del tambero, el inconveniente es que los costos de fin de año a hoy subieron muchísimo producto de la devaluación". Entonces, los insumos subieron más que el precio de la leche, indicó. "Además, a la situación financiera se le suman los problemas climáticos y esa es una combinación de factores muy negativa", apuntó.

El ingeniero agrónomo explicó que "los proyectos de inversión en bienes de capital cayeron en un porcentaje muy alto, alrededor de 50 por ciento, y lo mismo en ventas" y advirtió que la perspectiva es que se profundice. "En equipos de ordeñe las ventas no cayeron tanto pero en tanques de frío no se vendió nada. En la venta de consumibles, como productos de limpieza o aceites lubricantes, no influyó tanto la situación", ejemplificó, al tiempo que remarcó que hubo una caída en el recambio de piezas como pezoneras o mangueras y "eso impactó fuerte".

Camoletto consideró que el escenario puede cambiar si hay un aumento de producción, si el clima se estabiliza y si se da una recomposición de precios. Sin embargo, subrayó que todo también tiene que ver con la desaparición del crédito por la suba de tasas.

"Nuestros proveedores nos piden pago de contado y nosotros tuvimos que retrotraer plazos de cobranzas de los químicos, por ejemplo. Antes dábamos de plazo de pago 60 días y ahora 30", puntualizó y se lamentó porque quienes deben brindar opciones de financiación convenientes para el productor tambero no lo hacen.

Carlos Nuin, gerente comercial de Gepsa Feeds, se mostró preocupado por la realidad financiera de los tamberos. "Los productores encuentran en los productores de insumos la fuente de financiación que no tienen en las entidades financieras, hay cosas mal puestas. Si soy una industria que comercializa insumos para la alimentación animal debería poder venderle y el productor poder pagarme y si necesita financiación recurrir a un ente financiero que lo soporte pero esa no es una realidad en el sector lechero, ni en otros sectores en Argentina. Eso no pasa en otras latitudes", señaló.

El especialista en alimento para los animales dijo que tradicionalmente se busca financiación en los proveedores pero se lamentó de esa situación. "No debería ser una preocupación para mí, yo debería preocuparme en ver cómo darle un mejor servicio al productor", indicó el también referente del grupo Pro Leche.

Federico Sánchez, referente de Class, dijo que "las ventas están complicadas" y consideró que "no se encuentran en el nivel esperado". En ese sentido, señaló que el productor no está saliendo a comprar sino que está esperando a ver qué pasa, si hay algún cambio.

En un intento por seducir al tambero y animarlo a realizar negocios, Sánchez anticipó que en Class están por lanzar una línea de financiación propia. Actualmente la compañía trabaja con la oferta crediticia que ofrece tasas de un 17,5 por ciento. "Vamos a retomar las herramientas propias para encaminar las ventas. Hay una buena cosecha de picado y cuando el productor tiene, gasta, no guarda", señaló.

Juan Manuel Reinares, de Akron, coincidió con que "la buena campaña de maíz le va a permitir al productor tener reservas para el invierno y buenas pasturas". En ese sentido, consideró: "Es un año que puede ser mejor que los dos anteriores".

El referente de la firma cordobesa indicó que "el precio de la leche no es el mejor y no ayuda" pero contó que en Akron este año apuestan a las líneas de crédito propias a 12 meses, con tasa del 0 por ciento.

Víctor Guinsani, vicedirector de Gomselmash, planteó un panorama más optimista, tal vez por el tipo de maquinarias que venden. Se trata de picadoras de forrajes y "como la agricultura gana terreno en los campos, el ganado cada vez necesita más forraje".

"El año que tomamos de junio 2014 a junio 2015 estimamos que será el mejor en ventas, depende de cómo será la reserva de forraje de los productores. Ofrecemos tres modelos de máquinas, son viables para productores de 300 hectáreas propias de picado y brindando servicio a vecinos y los más grandes para contratistas", detalló.

El directivo de la firma con sede en la localidad cordobesa de San Francisco se mostró optimista de que mejoren las líneas de crédito para que despeguen aún más las ventas. También precisó que están ofreciendo una línea de financiación propia a cuatro años que está despertando interés en el sector.

"Un productor que tiene todo montado no va a tirar todo porque un año se le complicó la producción, porque un año no fue rentable el negocio", destacó Guinsani con todas las expectativas puestas en que se reviertan las condiciones desfavorables para la lechería en el corto plazo.

Comentarios