Información Gral
Domingo 24 de Julio de 2016

La fragata Libertad amarró en Liverpool

Hacía 14 años que no tocaba un puerto inglés. Llegó desde Francia y el martes, con 340 marinos a bordo, zarpará rumbo a Dublín

La Fragata ARA Libertad ingresó ayer a las aguas territoriales inglesas y amarró en el puerto de Liverpool, Inglaterra, luego de 14 años sin visitar ese país y en el marco del 45to. viaje de instrucción de guardiamarinas.

El de Liverpool es el tercer puerto europeo en del itinerario del buque escuela, y el séptimo en el transcurso de los más de tres meses que lleva desde su partida del puerto de Buenos Aires.

Tras navegar dos días desde Brest, Francia, la tripulación del buque escuela de la Armada Argentina al mando del Capitán de Navío Ignacio Errecaborde, arribó a las 21 (17 horas argentina) a la puerta cuarto de la Terminal de Cruceros de Liverpool, donde permanecerá hasta el próximo martes 26, cuando zarpará rumbo a Dublín, Irlanda.

El buque tomó amarras en la puerta 4 de la terminal de cruceros de este puerto inglés, y fue recibido por el embajador argentino ante el Reino Unido, Renato Carlos Sersale di Cerisano, acompañado por el capitán de navío Hernán Jorge Montero de la Armada Argentina, quien se encuentra en ese país como asesor técnico permanente de la representación argentina ante la Organización Marítima Internacional (OMI), además de oficiales y cadetes de la Marina Real Británica y funcionarios de la embajada argentina.

La primera y última vez que la fragata estuvo en Liverpool fue hace 24 años, en el marco de su 27 viaje de instrucción en 1992. Este puerto es uno de los más importantes del Reino Unido, se encuentra ubicado en el condado de Merseyside, en la región noroeste de Inglaterra, y buena parte de sus instalaciones fueron declaradas patrimonio de la humanidad en 2004.

Pasaron 14 años desde que la embarcación estuvo en Inglaterra cuando arribó a Londres en agosto de 2002 durante su periplo del viaje de instrucción N 36. La política de confrontación con el gobierno británico llevada adelante durante los 12 años de gestión kirchnerista y el temor a embargos alejaron al buque escuela nacional de las aguas inglesas.

Los tradicionales viajes de instrucción de la fragata Libertad constituyen la fase final de la formación de los futuros oficiales navales y de infantería de marina de la Armada Argentina. También integran la dotación del buque, cadetes invitados de armadas amigas y un par de cadetes de los institutos de formación del personal de la Marina Mercante Argentina.

En la actualidad existen en el mundo dos criterios para el amarineramiento final de los futuros oficiales: realizar la instrucción en buques de combate modernos similares a los que luego el marino tripulará ya como profesional, o el embarque en grandes veleros rememorando las viejas tradiciones navales. Argentina, Chile, Uruguay, Colombia, España; Holanda, México, Perú ( a partir de la reciente construcción del buque escuela Unión) se encuentran entre los países que instruyen a sus cuadros navales en buques a vela.

La Libertad ha aquilatado a lo largo de sus 45 viajes de instrucción un gran número de galardones inherentes méritos en la navegación, entre ellos 9 veces el codiciado Boston Teapot que se le otorga al velero de instrucción que recorra la máxima distancia a vela en 124 horas.

El buque escuela fue construido en los astilleros Río Santiago (Ensenada). La orden de construcción se firmó durante el gobierno de Juan Perón y la orden de zarpada de su primer viaje la impartió el Presidente José María Guido, siendo recibida a su regreso por Arturo Illia.

A partir de hoy estará abierta al público de 10 a 16.30. También está previsto que parte de su dotación realice una ofrenda floral en el monumento que conmemora los 150 años de la partida de los primeros galeses a la Patagonia desde este puerto a bordo del velero Mimosa.

Mañana se espera la visita de una delegación de oficiales y cadetes de la Marina Real Británica, los presidentes de la Asociación de Profesionales Argentinos en el Reino Unido (Aparu), de la Sociedad Anglo-Argentina (Anglo-Argentine Society) y funcionarios de la embajada nacional. El martes zarpará rumbo a Dublín, llevando a bordo a 340 marinos entre plana mayor, dotación y cadetes. El 5 de noviembre retornará al puerto de Buenos Aires.

Comentarios