Edición Impresa
Sábado 07 de Junio de 2014

La cosecha viene lenta, pero con buenos rendimientos

El rinde de la soja de primera en el norte de Santa Fe es de 34 quintales; el maíz de segunda, entre 70 y 75. La lluvia compromete la siembra de trigo.

El exceso de humedad, con variantes según las distintas regiones de la provincia de Santa Fe, complican por un lado la última etapa de recolección de la cosecha gruesa y plantean interrongantes en torno a la siembra de trigo. De todos modos, los rendimentos de soja y maíz de segunda siguen siendo elevados y con ese escenario, los pronósticos estarían cumpliéndose para el ciclo actual.

En ese marco, esta semana arrancó la mega muestra Agroactiva, que en el corazón de la zona núcleo productiva, encontró a los productores en un escenario de alta liquidez pero de mucha incertidumbre sobre definir en el corto plazo planes de inversión, fundamentalmente entre aquellos que tienen la espalda suficiente como para retener mercadería. Otros, en cambio comenzaron a acelerar las ventas en este mes que arranca para saldar las deudas financieras de la campaña.

En tanto, la Federación Agraria Argentina (FAA) decidió esta semana proponer al resto de las entidades agropecuarias que integran la mesa de enlace un lock out y movilización de productores rurales "para después del Mundial de Fútbol".

Por otra parte, respecto a lo climatológico, el relevamiento de la GEA de la Bolsa de Comercio de Rosario indicó que en los últimos días está en suspenso la siembra de trigo por los excesos de humedad en muchas zonas del noreste de Buenos Aires y del sur santafesino, donde hubo precipitaciones por encima de los 1.000 milímetros, con serios problemas de anegamiento. "El 50 por ciento de la región núcleo está en condiciones de alta saturación de humedad edáfica", refirió el GEA al tiempo que agregó que esto "enciende la alerta ante la imposibilidad de comenzar la siembra de trigo". También que lotes que iban a ciclos largos están obligados a pasarse a cortos.

"Se puede puede advertir la magnitud del fenómeno por la imagen de reservas hídricas; donde las reservas marcan un 90 por ciento, están claramente postergadas las labores de implantación", advirtió el informe del GEA y puntualizó que la "siembra triguera sólo comenzó con semillas de ciclos largos en el centro sur de Santa Fe y en lotes puntuales del centro-este cordobés".

El incremento interanual de superficie dedicada a trigo, de acuerdo a la intención manifestada, es de 15 por ciento, mientras que en cebada disminuiría un 30 por ciento con respecto a la campaña anterior. En el área cordobesa de GEA se espera un incremento mucho mayor del área triguera (30 por ciento) y conseguir semilla empieza a ser un problema.

El informe de la Bolsa de Comercio de Santa Fe advierte que "porcentajes de humedad altos y medianos siguen regulando el proceso de cosecha" en la zona de influencia. "A ritmo sostenido las actividades se fueron concretando en toda el área de estudio, optimizándose las horas de sol particularmente en los departamentos San Cristóbal, San Justo, San Javier, Nueve de Julio, Vera y General Obligado; en el resto de los departamentos nueva inestabilidad climática con precipitaciones y días con porcentajes de humedad ambiente altos fueron las condiciones que regularon el proceso de cosecha de soja de primera, soja de segunda, sorgo granífero y pocos lotes de algodón", se indicó.

La entidad detalló que los pronósticos expresan nueva inestabilidad climática, precipitaciones y alta humedad ambiente para los próximos días condicionando el panorama de fin de ciclo, campaña 2013/2014, presagiando el menor impacto posible sobre la calidad de los granos.

Por caso, en soja de primera, el proceso de cosecha presenta un grado de avance del 88 por ciento, con un progreso intersemanal del 16 por ciento (aproximadamente 538.500 hectáreas cosechadas), el mismo presentó una variación interanual, comparada con la campaña 2012/2013, del orden del 12 por ciento de retraso. La Bolsa detectó que el rendimiento promedio es 34 qq/ha en soja de primera.

Por el lado del maíz de segunda, su estado continúa siendo de muy bueno y un rango en los estados fenológicos que va de estado reproductivo, R5 (grano dentado) y en más del 65 por ciento a R6 (madurez fisiológica - secado de grano), algunos lotes se han cosechado pero casi en su totalidad presentan elevado porcentaje de humedad de grano cuyo valores varían entre 22 a 25 por ciento. Se estima un rendimiento promedio para el área centro norte de Santa Fe, para el maíz de segunda, entre 70 y 75 qq/ha.

La siembra de trigo, por otra parte, avanza en lotes con buena disponibilidad de agua útil en la cama de siembra y con las tareas de control de malezas ya realizadas. En algunas áreas se manifiestan problemas por exceso de humedad, dificultando o complicando las tareas de implantación y de aplicación de herbicidas. La intención de siembra es un 18-19 por ciento superior a la intención de siembra de la campaña 2013, representando unas 176.000 hectáreas.

Comentarios