Edición Impresa
Sábado 05 de Diciembre de 2015

La construcción colectiva de la realidad

Ser parte del libro "Presente" fue una de las cosas más importante que me pasó como fotógrafo en algo más de quince años de profesión.

Ser parte del libro "Presente" fue una de las cosas más importante que me pasó como fotógrafo en algo más de quince años de profesión. La idea del libro era contar la educación pública en la Argentina. Cada fotógrafo viajó a dos provincias en busca de historias. Recorrer Formosa y Santa Fe para retratar las escuelas fue algo maravilloso que me dio la posibilidad de conocer y reconocer lo que se hizo en materia de educación en estos últimos doce años.

En octubre de 2014 visité cuatro escuelas de Formosa. Comencé en Misión Laishi, a 70 kms de la capital provincial, en la escuela Agrotécnica Nº 2 Fray Buenaventura Giuliani, en donde me encontré con adolescentes vestidos con ropa de trabajo y con netbooks bajo el brazo mientras izaban la bandera antes de entrar a clases, en donde me hablaban del amor por la tierra y por lo que hacían, felices porque algunos de sus compañeros habían viajado en esos días a Tecnópolis para presentar un proyecto en la Feria Nacional de Ciencias.

El viaje continuó en Colonia el Alba, muy cerquita del río Bermejo, a 30 kms de El Colorado. A las 6.30 de la mañana en punto pasó a buscarme por el hotel, en un colectivo de campaña, Félix, el director de la Escuela Agrotécnica Provincial Nº 5. Durante el trayecto hasta la escuela fueron subiendo los alumnos que viven en esa zona rural, cada uno con su netbook y su mochila. Así llegamos a la escuela, un edifico nuevo, de ladrillos vistos y techo de chapa azul. Ahí los chicos y las chicas, al igual que en la otra escuela, trabajan produciendo materia prima y productos elaborados relacionados con el campo. Los últimos días visité un jardín de infantes, el Rosarito Vera, otro edificio construido a nuevo, donde los niños correteaban entre juguetes relucientes y material didáctico de Zamba. Finalmente concluí el viaje en la Escuela de Educación Técnica Nº1, en donde los alumnos y alumnas operan un taladro, un serrucho o una soldadora con total normalidad, también todos tienen su netbook.

En Santa Fe uno de los temas a fotografiar fue la educación en contextos de encierro. Durante dos días estuve trabajando en la Unidad Penitenciaria Nº 2 de Las Flores, en la capital provincial; allí funcionan la Escuela de Enseñanza Media para Adultos Nº 1.316 y la Escuela Primaria Nº 2.001 Juana Manso de Noronha. En ese lugar, los internos dejan de ser presos y son, por un rato, alumnos, pibes que van a estudiar, pibes que creen que mejorar es posible. En Rosario fotografié un multitudinario torneo intercolegial de ajedrez en el Centro Cultural Fontanarrosa y pasé un día en la isla de El Espinillo visitando la Escuela Marcos Sastre.

"Presente" me ayudó a entender lo importante de la construcción colectiva, comprender que lo colectivo ayuda a ver mejor la realidad, ayuda a llegar más acompañado. Y eso es imprescindible para creer en un futuro mejor.

Comentarios