Información Gral
Viernes 03 de Junio de 2016

La conmoverdora reacción de una nena con una prótesis en la pierna tras recibir una muñeca igual a ella

Las redes sociales en muchas oportunidades dan toques en las fibras más íntimas. Ciertas publicaciones embargan de emoción a propios y ajenos. Como el video que publicaron los padres de Emma, una nena de 10 años que se emociona hasta la lágrimas por recibir el regalo que siempre soñó: una muñeca como ella. O sea, que lleve una prótesis ortopédica en la pierna.

La reacción de Emma al ver el regalo es realmente emocionante, ya que no puede dejar de llorar al ver que por fin tiene una muñeca como ella.

Emma es una niña como cualquier otra con una particularidad: tiene una sola pierna. Pese a este detalle, ella no tiene ningún problema para llevar a cabo sus actividades diarias gracias a una prótesis y según un video que compartió su madre en Facebook, es una niña muy feliz.

Pero hay que tener en cuenta un detalle y este es el que la mayoría de las niñas de su edad adoran a las muñecas. Estos juguetes encarnan un modelo sobre lo que muchas pequeñas, aspiran ser y por ello es fundamental que las muñecas reflejen algo con lo que las pequeñas puedan identificarse.

Embed

El caso de Emma no es distinto y su familia era plenamente consciente de ello, por lo que decidieron prepararle un regalo muy especial con la colaboración de una empresa dedicada al desarrollo de prótesis llamada "A Step Ahead Prosthetics". El video que publicó la familia muestra el momento en el que la niña recibe eel regalo.

Cuando Emma abre el regalo al principio encuentra una muñeca por lo que se le ve feliz, pero no excesivamente impactada, pero cuando revisa con más cuidado su sorpresa es tremenda. La muñeca tenía una prótesis exactamente igual a la suya.

"¿Debes estar bromeando?", dice la pequeña a su madre, tras lo cual abraza con muchísimo amor su regalo mientras empiezan a brotar lágrimas en su rostro. "Tiene una pierna como yo", exclama la niña visiblemente conmovida, quien luego le dice a su mamá que la ama.

La escena es conmovedora a tal grado que es probable que a algún lector se le escape una lágrima al escuchar a Emma dar una y otra vez las gracias desde lo más profundo del corazón.

La niña, Courtney Fletcher Bennett, agradeció a los desarrolladores de prótesis por ayudarlos a hacer feliz a su querida hija.

Comentarios