La ciudad
Miércoles 12 de Abril de 2017

Tareas de "una vez cada tanto"

"Es tan importante el Vía Crucis del padre Ignacio que hasta la Municipalidad se acuerda de venir por acá", dice con ironía, pero claramente enojado, uno de los vecinos y comerciantes del barrio Rucci, a pocos metros de la parroquia Natividad del Señor.

"Es tan importante el Vía Crucis del padre Ignacio que hasta la Municipalidad se acuerda de venir por acá", dice con ironía, pero claramente enojado, uno de los vecinos y comerciantes del barrio Rucci, a pocos metros de la parroquia Natividad del Señor.

El hombre, que tiene un comercio desde hace unos meses y vive allí desde los seis años, comentó que en los últimos días estuvieron en las calles cuadrillas municipales haciendo tareas de poda y escamonda de árboles, se vio a personal de Aguas Santafesinas y varios de los monoblocks del barrio estaban siendo pintados.

"Todo parece bueno, pero el problema es que vienen así, muy de vez en cuando", dijo una joven, y remarcó: "Fíjense que sólo están pintando a nuevo los edificios que dan sobre la colectora o los de los alrededores de la parroquia".

También bromearon con el trabajo en las calles, e indicaron que "esta mañana (por ayer) había diez operarios emparchando un bache que en un par de semanas va a estar roto otra vez"; y puntualizaron sobre los problemas de cloacas "serios" que tienen algunos sectores del barrio de la zona noroeste de la ciudad, donde "hay días que sale mugre todo el tiempo".

Si bien los vecinos le pusieron ironía a la situación y aseguraron que las tareas "le vienen bien al barrio", recalcaron que esa presencia de las cuadrillas municipales y de las empresas de servicios sea más permanente y "no esporádica y de una vez cada tanto, como pasa acá y en la mayoría de las zonas alejadas del centro de la ciudad".

Comentarios