La ciudad
Lunes 17 de Abril de 2017

Quieren que el autódromo funcione como un nuevo circuito recreativo

La idea es que cuando no haya carreras, se integre al Bosque de los Constituyentes y se abra al público para correr, patinar y andar en bici

El autódromo rosarino funciona a pleno sólo cinco semanas al año, las otras 47 prácticamente está vacío. Por eso, y en base a varias experiencias piloto con algunos grupos de atletas, el municipio impulsa integrarlo junto con el Bosque de los Constituyentes y reproducir allí los fines de semana un circuito recreativo abierto a todo el público,como ocurre los domingos frente al río Paraná.

"La idea es que las familias puedan disfrutar de un paseo recreativo, corriendo, en roller o bicicleta, con una infraestructura de servicios que hoy está disponible. En la actualidad estamos trabajando con algunas asociaciones de triatlón y grupos de entrenamiento y la experiencia es buena", explicó el presidente del autódromo Juan Manuel Fangio, Mauricio Malano, quien señaló que se trata de un proyecto en conjunto con la Dirección de Deportes, que lleva adelante la Calle Recreativa en la costa central.

La conexión más directa hoy entre el autódromo y el Bosque de los Constituyentes es un puente que cruza el arroyo Ludueña a la altura de la denominada avenida Santa Coloma.

El Autódromo Recreativo se prevé llevar adelante los días domingo, cuando no haya competencia oficial, en un rango horario que iría de 8.30 a 12.30. Después de un período de evaluación se definirá su ampliación o no en el horario o días.

En paralelo, y también atendiendo a la controversia con los vecinos del autódromo, desde el Juan Manuel Fangio, y en conjunto con la Secretaría de Ambiente y Espacio Público municipal, se elaboró un plan de forestación para crear una barrera verde de mitigación de ruidos que implica la colocación de 2.170 árboles y 330 plantas en el ala oeste y norte del predio en toda su extensión, "que redundará en un beneficio para las actividades de recreación. Las especies que comenzarán a plantarse a fin de mes son casuarina, acacia longifolia y aguaribay, álamos de copa, acacia caven (aromito) y ciprés calvo.

El presidente del Autódromo Rosario explicó que la iniciativa se enmarca en un plan más integral que incluye la creación de un polo de innovación y desarrollo de la automoción —hay unas 50 empresas relacionadas con la industria automotriz de la región interesadas, entre ellas General Motors—, así como la construcción de un laboratorio orientado a la investigación (ver aparte).

Ampliación de la pista

Con esta iniciativa se pretende avanzar en paralelo a la inversión de 42 millones de pesos destinados a la ampliación de la pista, para la cual se presentaron cuatro empresas. Se prevé que en mayo —probablemente después del Súper TC 2000— puedan iniciarse los trabajos. Esta inversión le permitirá albergar a dos de las categorías más convocantes del mundo tuerca, el turismo carretera y el turismo nacional.

"En esta primera etapa vamos a ampliar el circuito en 970 metros, generando un alargue de pista que permitirá traer el turismo nacional, además se ensanchará la recta principal de 12 a 15 metros, y el primer curvón será demolido y repavimentado, que es algo que año tras año reclamaban los pilotos y que se iba resolviendo con algunos parches", explicó Malano.

El presidente del autódromo aclaró que la ampliación del trazado de la pista está dentro de "una ordenanza vigente que nos regula".

A fines de marzo pasado, Malano elevó al Concejo un informe sobre las obras y etapas, como exige la ordenanza 9.484 de 2015.

El titular del autódromo estimó que la obra demandará entre cuatro y cinco meses de trabajo y no interferirá con las carreras previstas para el 2017.

El 21 de mayo está prevista la del Súper TC 2000, el 20 de agosto el Top Race V6 y el 3 de diciembre próximo el cierre de la temporada de las Categorías Agrupadas Federadas.

En paralelo se invertirán $ 42 millones para

ampliar la pista, obra que empezará en mayo tras el Súper TC2000

Comentarios