La ciudad
Jueves 27 de Abril de 2017

Niegan posibilidad de probation al dueño del Café de la Flor

Está imputado de homicidio culposo por la muerte de un músico que se electrocutó en su local. Enfrentaría un juicio oral y público.

La Justicia rechazó el pedido de la defensa del dueño del Café de la Flor, Ariel Scharf, para que se busque una solución no punitiva al conflicto. Scharf está imputado por el homicidio culposo de un músico que murió electrocutado durante una presentación en el bar de Mendoza al 600, y las partes acusadoras habían solicitado para él una pena de 4 años de prisión de cumplimiento efectivo. Así, de quedar firme la resolución, enfrentará en los próximos meses un juicio oral y público en su contra. En la misma situación se encuentra el electricista que trabajó en el lugar, Fernando Campodónico.

La semana pasada se realizó la audiencia preliminar para determinar si Scharf y Campodónico enfrentarán o no un juicio oral y público por la muerte de Adrián Rodríguez (30), el bajista de la banda Raras Bestias, quien falleció el 12 de octubre de 2015 durante una presentación en el Café de la Flor (un bar ubicado en Mendoza 682) tras recibir una descarga eléctrica a través de su instrumento.

Los dos están imputados del mismo delito: homicidio culposo. Campodónico fue quien realizó la instalación eléctrica del bar, que pericias posteriores determinaron que no cumplía con los requisitos de seguridad. Scharf fue acusado de tener una actitud negligente e inobservancia de sus obligaciones como dueño del bar, ya que ese 12 de octubre el disyuntor del local donde tocaba la banda había sido desconectado, generando una situación de riesgo deliberada.

Durante esa audiencia, Campodónico no presentó argumentos defensivos. Pero los abogados de Scharf plantearon la posibilidad de que accediera a una probation o suspensión de juicio a prueba. Esto es, que el trámite judicial en su contra no se realice a cambio de cumplir con lo que disponga el juez para suplir el proceso punitivo.

Resolución

El juez Hernán Postma tenía cinco días hábiles para resolver y ayer lo hizo al denegar la posibilidad de aplicar una probation en este caso. Uno de sus argumentos fue que esa medida puede aplicarse en casos de menor cuantía y no en aquellos que, como este, impliquen una reparación con las partes y con la sociedad, por tratarse de un caso de interés público.

"He estudiado detenidamente el caso y entiendo que esta resolución alternativa no soluciona el conflicto creado por el delito, que en este caso culminó con la muerte de una persona", argumentó el juez.

Ahora la defensa de Scharf tiene unos días para apelar la resolución de Postma. Si decidiera no hacerlo y la decisión del magistrado quedara firme, tanto Scharf como Campodónico serán sometidos a juicio oral y público en los próximos meses. Para ello, deberá llevarse a cabo una nueva audiencia preliminar para evaluar la admisibilidad de las pruebas.

La Fiscalía ya planteó las acusaciones. Para el dueño del bar pidió una pena de cuatro años y diez años de inhabilitación para ejercer actividades comerciales. Para el electricista se reclamó pena de cinco años de prisión efectiva y diez años de inhabilitación para ejercer su oficio o cualquier otra actividad relacionada.

Comentarios