La ciudad
Sábado 10 de Junio de 2017

Los tres frentes políticos más fuertes de Rosario irían a internas en agosto

Anoche venció el plazo para la inscripción de candidaturas. Unión PRO, el Frente Progresista y el PJ dirimirán en las primarias la lista final.

Con muchas sorpresas y varios enigmas definidos al filo de la medianoche, anoche venció el plazo para la presentación de listas para las elecciones a concejales de Rosario. Al cierre de esta edición, la novedad era que los tres principales frentes electorales de la ciudad (Unión PRO, Frente Progresista y PJ) tendrán internas en agosto entre sectores en pugna para definir la lista definitiva que ofrecerán a los rosarinos en las generales de octubre.

En el Frente Progresista las novedades se conocieron al caer la tarde. A través de su cuenta oficial en la red social Twitter, la intendenta Mónica Fein subió una foto en la que posó junto a los tres primeros candidatos de la lista oficialista.

"Rosario tiene futuro. Una mirada plural y progresista para la ciudad", posteó la jefa comunal en la foto junto a Pablo Javkin (ARI), actual secretario General de la Intendencia y la edila socialista Verónica Irízar.

La novedad fue la presencia de Lisandro "Lichu" Zeno, reconocido por su trasplante de médula ósea y su militancia a favor de donar órganos, hoy enrolado en el PDP.

La aparición de Zeno desplazó de ese lugar al radical Sebastián Chale, enrolado en el espacio que lidera la concejala María Eugenia Schmuck. Para compensar, los operadores del socialismo le ofrecieron al ex secretario de la Producción el cuarto lugar en la lista.

Hasta última hora Chale y Schmuck se mostraban reacios a aceptar esa propuesta. La concejala recibió mensajes de WhatsApp del gobernador Miguel Lifschitz para que lo hiciera, pero insistían con que el radicalismo es una pieza clave de la coalición que gobierna la ciudad hace varios años y recordaron su aporte electoral para lograr la reelección de Fein en 2015.

A poco del cierre, Chale estaba por inscribir una lista secundada por otros dos radicales: Nolazco Salazar y la ex concejala Adriana Taller.

El PRO también era un hervidero. Las dos facciones locales del partido no mostraron públicamente sus cartas durante toda la jornada. Lo único que daban por seguro era que la interna era inevitable.

Los dos dirigentes más fuertes de ese espacio en la ciudad se encaminaban a enfrentarse, en una virtual primaria, para la elección a intendente de 2019: el diputado provincial Rodrigo López Molina frente a la legisladora nacional Ana Laura Martínez, secundados por Carlos Cardozo y Agapito Blanco, respectivamente.

En el PJ había inscriptas al menos cinco listas. Una de Roberto Sukerman y Norma López, otra desde el Movimiento Evita por Fernando Rosúa. Una tercera por el kirchnerista Sebastián Artola, la cuarta, de extracción gremial, liderada por el municipal Antonio Ratner y el de la UOM, Antonio Donello; y la quinta encabezada por Armando Perichón.

Las otras fuerzas llevarán lista única. Un sector de la UCR lleva como candidatos en la Lista 3 a Martín Rosúa, Laura Utrera y Laureano Sanmartino. Otra radical, Daniela León encabezará la lista 1Proyecto en Acción junto al Frente Renovador y el GEN.

Ciudad Futura, en tanto, lleva como candidatos a Eduardo Trasante, Jessica Pellegrini y Franco Ingrassia. Mientras que el Frente Social y Popular hará lo propio con la feminista María José Gerez.

Comentarios