La ciudad
Sábado 12 de Agosto de 2017

Los empresarios turísticos de la ciudad celebran la llegada de los vuelos low cost

La primera en llegar será Sky, que conectará Rosario con Chile desde octubre. "Esto democratiza el uso del transporte aéreo", aseguran.

Con el anunciado desembarco de las empresas "low cost" en el Aeropuerto Internacional Islas Malvinas, las agencias de turismo rosarinas le dan la bienvenida a lo que será un mercado que competirá con el transporte terrestre de pasajeros. "Una reducción de la tarifa va a democratizar el uso del transporte aéreo en un proceso que seguramente llevará años, pero que ojalá apunte a consolidar una verdadera interconexión de la Argentina", consideró el presidente de la Asociación Rosarina de Agencias de Viajes (Arav) Lisandro Cristiá.

   El desembarco de las empresas en Rosario ya genera expectativa en las agencias de turismo y viajes de la ciudad. Cabe recordar que SKY anunció que el 3 de octubre iniciará sus vuelos directos a Santiago de Chile. Y de hecho ya está instalando sus oficinas en el aeropuerto local.

   La empresa Amaszonas también está incluida dentro del decreto publicado en el Boletín Oficial, por la que tiene previsto lanzar en un mes tres vuelos semanales a Punta del Este, aunque aún no desembarcó plenamente en la terminal local.

   El presidente de Arav y representante en el consejo asesor del aeropuerto local, adelantó que el sector "ve con muy buenos ojos" la apertura de los cielos argentinos para que ingresen nuevas compañías, porque todo estaba demasiado concentrado en Aerolíneas Argentinas.

   El empresario auguró un beneficio para los pasajeros a partir de una mayor competencia y el ingreso al mercado de pasajeros aerocomerciales de otros segmentos. "Una reducción de la tarifa va a democratizar el uso del transporte aéreo en un proceso que seguramente llevará años, pero que ojalá apunte a consolidar una verdadera interconexión de la Argentina", consideró Cristiá.

   A partir de la llegada de empresas que proponen una tarifa reducida con aviones turbohélice de 70 plazas se subirán a los aeroplanos pasajeros que habitualmente utilizan el transporte terrestre. "No dar estas opciones es condenar a mucha gente a una tasa de siniestralidad imposible de esquivar", subrayó el dirigente.

   El esperado aluvión de nuevos pasajeros en las terminales aéreas ante la llegada del fenómeno "low cost" también plantea desafíos. "Hoy no estamos preparados para recibir más gente en nuestro aeropuerto, sí hay un plan de ampliación y reformas ambicioso a tres años, que si se ejecuta nos dará una enorme proyección para los vuelos internos y también internacionales", remató Cristiá.

   El boom de las compañías de bajo costo tiene su correlato con la incorporación de pilotos a estas empresas. Como dato, Fly Bondi promete incorporar 120 comandantes de a bordo para su desarrollo comercial.

   Los sueldos también les resultan tentadores al personal de la Fuerza Aérea Argentina, altamente capacitado y con muchas horas de vuelo. Se estima que los sueldos en el sector privado de este rubro arrancarían por encima de los 50 mil pesos.

El gobierno nacional fijó las tarifas de bajo costo para diferentes destinos
Con una tarifa casi idéntica a un pasaje en micro a Buenos Aires, las empresas de aeronavegación "low cost" empiezan a competir fuerte en el mercado de traslado de pasajeros. Y si bien existe una disposición del Ministerio de Transporte de la Nación que estipula que no se puede cobrar por debajo de una banda tarifaria mínima, el tramo Rosario-Capital Federal tiene la tarifa básica más barata del país.
Se fijó en 409 pesos el ticket aéreo a Capital, un precio muy tentador y competitivo si se lo compara con un pasaje de colectivo, que ronda los 400 pesos. Claro que aún no hay empresas "low cost" que hagan ese trayecto.
No obstante, voceros del aeropuerto deslizaron que Avianca había mostrado interés, pero todavía no hay nada en concreto. Esta tarifa de referencia se complementa en la tabla con un precio máximo de 857 pesos y otro superior de 1.094 pesos. Esta última regirá para los últimos diez días corridos previos a la fecha del vuelo de ida con un máximo de hasta el 30 por ciento de la capacidad de la aeronave.
Y si se piensa en Rosario-Córdoba las tarifas también compiten con los colectivos de larga distancia.
La tarifa de referencia con la capital mediterránea se fijó en 515 pesos, la máxima en 1.082 y la superior en 1.379 pesos.
Con una disposición que sigue vigente y rige desde 2000, el Ministerio de Transporte logró lo que muchos nunca habían imaginado: equiparó los precios de volar en avión a subirse a un colectivo.
Esta situación se explica por el congelamiento desde 2014 en los precios de los mínimos tarifarios, quita de los subsidios al transporte de pasajeros (eliminación de aportes estatales para cubrir parte de los sueldos de los choferes, subsidios por rutas superpuestas con tramos aéreos).
Incluso se da otra ventaja a las areocomerciales de bajo costo: pueden hasta 10 días antes del despegue emitir pasajes por un 20 por ciento más barato.


Comentarios