La ciudad
Martes 19 de Abril de 2016

La demolición del mítico bar Luna encendió la polémica en el Concejo

Quieren saber qué criterio se tomó para derribar la emblemática casona de Tucumán 971 y por qué no estaba en el catálogo de bienes patrimoniales.

En el Concejo Municipal quieren saber por qué la casona en la que funcionaba el bar Luna (Tucumán 971) fue demolida y no estaba incluida en el catálogo de bienes del patrimonio histórico arquitectónico y urbanísticos de Rosario. El objetivo es conocer qué criterio se tomó para tirarla abajo ya que un decreto establece que para demoler inmuebles anteriores a 1953 tiene que haber una comisión ad-hoc.

El pedido de informes es impulsados por los concejales del PRO Carlos Cardozo y Alejandro Roselló y su par de Iniciativa Popular, María Fernanda Gigliani.

En los considerandos del proyecto, los ediles remarcan que "en la zona donde se encuentra el inmueble demolido se encuentran catalogadas propiedades de construcción sensiblemente posterior al inmueble" en el que funcionó Luna.

Los concejales remarcan que "resulta llamativo que una construcción de aparente valor patrimonial, además de su enorme historia cultural, no haya sido incluida oportunamente en el inventario y catalogación de bienes del patrimonio histórico arquitectónico y urbanísticos de Rosario".

En tal sentido, remarcan "que en la zona popularmente conocida como "El Bajo" se han catalogado numerosas propiedades en las diferentes categorías de patrimonio histórico, arquitectónico y/o urbanístico".

Es en ese marco que señalan que "independientemente de la omisión de esta casona en el inventario, debería haber sido ineludible la aplicación del decreto Nº 998/84, dictaminando la Comisión Evaluadora de Patrimonio (por tratarse de un permiso anterior a 1953) sobre la pertinencia de la intervención sobre el inmueble".

Los concejales esperan conseguir el aval de sus pares para que "el Ejecutivo Municipal, a través de la Secretaría de Planeamiento y/o la repartición que corresponda, informe los motivos por los cuales las propiedades sitas en calle Tucumán 971 y Tucumán 997 no fueron oportunamente incluidas en el Inventario y catalogación de bienes del patrimonio histórico arquitectónico y urbanísticos de Rosario y remita al Concejo el dictamen elaborado por la Comisión Evaluadora creada por Decreto 998/84 respecto de la intervención autorizada sobre el inmueble".

En Tucumán 971 funcionó durante muchos años un local que constituyó un sitio de importancia en cuanto a la actividad cultural de la ciudad, bajo los nombres comerciales de "San Telmo" en un principio y "Luna" hasta su cese de actividades en el transcurso del año 2015.

De acuerdo a lo que citan los ediles en el proyecto, "los visitantes de ese local disfrutaron por décadas de una construcción de notoria antigüedad, pero con un importante grado de conservación".

Comentarios