La ciudad
Viernes 09 de Enero de 2015

En medio de las críticas, Rosario Bus suma 47 colectivos nuevos a su flota

Con esta incorporación, el 87 por ciento de las unidades de la firma serán modelo 2010 en adelante. Ahora buscan financiamiento para adquirir entre 80 y 100 unidades.

En medio de la polémica por las frecuencias del transporte urbano de pasajeros y las roturas de unidades, la empresa Rosario Bus (destinataria de la mayoría de las críticas) incorporó 7 colectivos cero kilómetro y pondrá a rodar otros 40 en los próximos días a medida que los vayan patentando. Así lo adelantó a LaCapital la Secretaría de Servicios Públicos.

La incorporación de estos colectivos le permitirá a la única concesionaria privada del transporte urbano de pasajeros retirar de circulación ómnibus modelo 2006, y prestar el servicio en un 87 por ciento con coches modelo 2010 en adelante.

El año pasado el precio de los colectivos cero kilómetro registró un aumento del 36 por ciento.

Y ahora, la empresa de Agustín Bermúdez se embarcó en un proceso de financiamiento que le permita adquirir entre 80 a 100 unidades.

Los datos difundidos por la dependencia a cargo de Clara García surgen como una respuesta a las reiteradas quejas de usuarios y hasta del propio gremio de los choferes (UTA) por la rotura de coches en plena vía pública.

Es más, el titular de la UTA, Manuel Cornejo, había estimado que por día salen de circulación entre 10 y 15 colectivos por día. "Se nos quedan coches a lo loco", había advertido.

Frente a ello, la titular de Servicios Públicos había revelado que a Rosario Bus se le exigió "un plan exigente de reparación y renovación de la flota". Y la respuesta de la empresa llegó en estos días a la Intendencia.

Según adelantó ayer García, la concesionaria de las líneas pintadas de amarillo está en proceso de incorporación de 47 unidades cero kilómetro al servicio local: 7 ya están en servicio, mientras que las 40 restantes están en instancias de patentamiento.

A medida que se culmine con ese trámite se irán incorporando a las calles de la ciudad y se darán de baja las unidades de mayor antigüedad.

El plan de recambio de colectivos que puso en marcha la empresa dejará fuera de funcionamiento unidades modelo 2006, y reducirá la circulación de ómnibus modelo 2007, 2008 y 2009.

El objetivo inmediato es que el 87 por ciento de la flota de Rosario Bus este compuesta por colectivos modelo 2010 en adelante.

La iniciativa resulta algo más ambiciosa. La empresa está en búsqueda de financiamiento para renovar 100 unidades más por cero kilómetro.

110 millones. El gerente de Rosario Bus, Leandro Druetta, brindó sus propios números.

"Por ahora estimamos renovar en Rosario un total de 80 unidades", indicó, al tiempo que admitió la existencia de "algunos problemas de mantenimiento vinculados con inconvenientes financieros" que atraviesa la firma.

"Cuando se tiene un costo superior a los ingresos y el desfasaje se prolonga en el tiempo, se ven las consecuencias. Ahora hay que revertir esta situación y tratar que la tarifa, que aún está detrás de los costos, se compense; cualquiera sea la política de Estado".

El directivo admitió que "no se podía dilatar más" la compra de unidades.

"De aquí en adelante esperamos que se nos trate equitativamente dentro del sistema", ahondó Druetta.

Los 80 colectivos que planea renovar representan para las arcas de Rosario Bus unos 110 millones de pesos de inversión.

"Hay algunas unidades que están acá, se están carrozando y se pudieron adquirir con préstamos. Hay 50 compras que todavía no están cerradas, se está analizando cómo financiarlas dentro de varias alternativas. El Banco Municipal prestará un 10 por ciento del dinero necesario para cerrar la operación", resumió el directivo de Rosario Bus.

Comentarios