Temporal
Martes 17 de Enero de 2017

Dos micros y un camión fueron arrastrados por el agua en la autopista

Aproximadamente a la 1 de ayer una llamada al cuartel de la Asociación de Bomberos Voluntarios de Arroyo Seco alertó sobre un grave accidente ocurrido en la autopista Rosario-Buenos Aires. Un colectivo de pasajeros fue arrastrado por la correntada del Arroyo Pavón cuando el conductor intentó cruzar a través del agua que inundaba la cinta asfáltica, a la altura de Fighiera. El vehículo quedó sobre la banquina y con riesgo de que se lo lleve la corriente. Todos los pasajeros fueron rescatados ilesos.

Aproximadamente a la 1 de ayer una llamada al cuartel de la Asociación de Bomberos Voluntarios de Arroyo Seco alertó sobre un grave accidente ocurrido en la autopista Rosario-Buenos Aires. Un colectivo de pasajeros fue arrastrado por la correntada del Arroyo Pavón cuando el conductor intentó cruzar a través del agua que inundaba la cinta asfáltica, a la altura de Fighiera. El vehículo quedó sobre la banquina y con riesgo de que se lo lleve la corriente. Todos los pasajeros fueron rescatados ilesos.

Varias dotaciones arribaron al lugar y encontraron no solo a este micro que tenía 31 pasajeros a bordo sino con un camión en las mismas condiciones. Los pasajeros y los choferes fueron asistidos por los rescatistas que utilizaron una autobomba con escalera telescópica para evacuar uno a uno a los ocupantes del ómnibus que había salido desde La Plata, Buenos Aires y que tenía como destino Córdoba.

Se vivieron momentos de suma angustia, durante el rescate y los pasajeros recibieron asistencia de personal de policía, Gendarmería, de la concesionaria Cincovial, emergencias y voluntarios que, ante la escena, ofrecieron su colaboración. Entre los pasajeros había personas de todas las edades. Algunos más conmocionados que otros pero todos fueron rescatados en buen estado de salud.

En tanto que el otro vehículo de pasajeros era una unidad de Empresa Argentina que también fue arrastrado por la correntada a la altura de Villa Constitución. David, uno de los pasajeros, contó la situación extrema por la que pasaron hasta ser salvados.

"Nos detuvimos en la terminal de San Nicolás un rato porque avisaron que la autopista estaba cortada. En un momento no se sabe muy bien si habilitaron un carril o es que los vehículos decidieron pasar, se empezó a transitar, nos subimos al colectivo y seguimos", relató.

"Cuando llegamos a la altura del Arroyo Pavón el agua empezó a subir y arrastrar al colectivo hacia la banquina, a la derecha, el agua llegó a la mitad del colectivo, todos subimos arriba alrededor de la 1.20", contó.

"Más adelante había otro colectivo abajo del agua, y atrás nuestro cuando veían que los micros se corrían, los vehículos comenzaron a frenar", indicó sobre la situación. "Desde esa hora hasta las 3 fue horrible porque no sabíamos que iba a pasar, y por suerte llegaron los bomberos. A las 3.30 nos tiraron una soga que atamos en los asientos, para lo cual tuvimos que romper las ventanillas y salir", dijo.

"Cuando me bajé el agua me llega al pecho, no había chicos, solo una mujer embarazada de cuatro meses, estamos todos bien", contó para agregar que fueron atendidos por ambulancias que estaban sobre la autopista. "El miedo nuestro era que se caiga el colectivo porque estaba cada vez más inclinado, el chofer estaba muy asustado y sostenía que habían habilitado el paso", expresó.

Comentarios