La ciudad
Viernes 05 de Mayo de 2017

"Decir que tenía esquizofrenia es brutal"

"Lo único que puedo decir es que entró a una comisaría a hacer una denuncia y terminó muerta", sostuvo ayer con enorme consternación Guilllermo Paris, hermano de la mujer fallecida. Acompañado por gran cantidad de familiares y allegados a la víctima en la sala donde era velada, el hombre marcó como "una barbaridad que se haya dicho que sufría de esquizofrenia o de ataques de pánico".

Por otro lado, advirtió que eso "es una mentira brutal" y dijo que desde que se enteró del fallecimiento estuvo permanentemente con el fiscal Luis Schiappa Pietra y "jamás" habló sobre ese tema ni sostuvo una cuestión así.

Por otro lado, agregó consternado: "Sobre que no puede defenderse, manchan su nombre". E insistió en conocer en detalle qué sucedió dentro del cuarto donde la mujer fue alojada.

En efecto, su hermano consideró que "es muy difícil saber qué pasó allí. Es un lugar donde no hay cámaras. Pudo haber sufrido hostigamiento psicológico o haber ingerido algo".Se esperan las pericias médicas posteriores a las primeras acciones relacionadas con la autopsia. "A lo mejor la obligaron a tomar algo, porque puedo asegurar que era una persona sana mental y físicamente, sin antecedentes de ningún tipo".

En otro orden, Paris supuso que su hermana ingresó a la comisaría al creer que una moto la perseguía. Es que la habían asaltado en varias oportunidades y tenía temor a estos vehículos.

No obstante puso en duda el accionar policial y dijo que los efectivos intentaban convencerlo con su versión de los hechos. "Era la palabra de ellos contra nada", graficó.

En este sentido, remarcó su expectativa en torno a los informes toxicológicos. "Creo en lo que pueda marcar la autopsia", sumó antes de subrayar: "Mi hermana ingresó a una comisaría porque creyó que la seguían y terminó muerta".

Comentarios