La ciudad
Martes 21 de Marzo de 2017

Compañías de celulares quieren duplicar la cantidad de antenas instaladas en Rosario

Pretenden mejorar la infraestructura existente. En el Concejo Municipal se presentaron proyectos para actualizar el cuadro normativo vigente

Las empresas de telefonía celular que operan en Rosario pretenden invertir para mejorar las comunicaciones y para ello pretenden instalar el doble de las antenas que hay en la ciudad. "Hoy el servicio que prestamos es de seis puntos por falta de infraestructura. La decisión de invertir está, pero hay limitantes normativas", coincidieron fuentes del sector. Las compañías buscan modificar la ordenanza que regula la instalación de antenas, modernizando las estructuras permitidas y flexibilizando las zonas donde pueden colocarse los soportes.

La iniciativa de las firmas Personal, Claro, Movistar y Nextel ingresó hace unas semanas al Concejo, para ser analizada por los ediles de distintas comisiones.

Y complementa el proyecto presentado en noviembre del año pasado por el interbloque del Frente Progresista, para duplicar las antenas de telefonía móvil en Rosario.

La propuesta del edil radical Sebastián Chale propiciaba la instalación de nuevas antenas y el control estricto y dinámico de las radiaciones, incorporando a las universidades e institutos profesionales en el monitoreo.

El texto que ingresaron los operadores fue presentado como un aporte para lograr "un procedimiento de habilitación sencillo, especialmente en relación a los tiempos".

En ese sentido aclararon que garantizarán "el cumplimiento de toda la legislación vigente en materia de salud y medio ambiente, permitiendo un despliegue de infraestructura acorde a las necesidades del consumidor y de la oferta técnica de servicios que existe en otros países".

Iniciativa y demandas

En los considerandos del proyecto que está en el Concejo se menciona que en la actualidad, la telefonía celular tiene una fuerte penetración no sólo en Rosario sino en todo el país, y a escala global con demanda no sólo de comunicaciones telefónicas sino de mensajería instantánea, correo electrónico, navegación por internet y entretenimiento.

Según admitieron desde las compañías "la demanda de servicio es muy alta y para poder satisfacerla hace falta por lo menos el doble de las antenas que hay actualmente en Rosario".

De acuerdo a estimaciones del sector, en la ciudad hay cerca de 150 antenas y se requieren unas 300 para poder dotar de buen servicio a todos los usuarios de la región.

La propuesta de Chale planteaba algo similar. Y justificaba señalando que "hasta ahora se buscó evitar la proliferación de antenas, cuando en realidad, a menos antenas, mayor es la radiación. Pocas antenas instaladas, además de proveer un servicio deficiente, requieren una potencia mucho más fuerte y deben irradiar más. Por eso, cuanto más antenas, menor radiación".

Al respecto, fuentes del sector coincidieron: "Hoy brindamos un servicio de seis puntos, que los usuarios lo deben notar cuando no le entra una llamada, cuando no escuchan bien una comunicación o la falta de conexión a internet".

"Eso se puede resolver con más inversión en infraestructura. La decisión de las compañías está pero hay una serie de limitantes normativos, de una ordenanza sancionada en el año 2008 que lo impiden", reconocieron.

La iniciativa de las compañías de telefonía celular busca flexibilizar las zonas y lugares donde emplazar los nuevos soportes, en especial en áreas de mucho tránsito, cercanas a parques y paseos públicos.

Respecto a las localizaciones en dominio privado, la propuesta busca que esté permitida "en todo el territorio, incluyendo en edificaciones existentes la instalaciones de estructuras soporte de antenas con las limitaciones impuestas por la Administración Nacional de Aviación Civil (Anac) o de cualquier otro organismo encargado de velar por la seguridad de la navegación aérea".

También promueve cambios en la tipología de antena a colocar, incorporando nuevas tecnología. "Ya no hay que pensar en grandes aparatos, hoy por hoy existen tecnologías menos invasivas que se colocan incluso en los postes de alumbrado público", explicaron desde la compañías.

Trabajo de campo

Un grupo de ingenieros especialistas del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) realizó un informe técnico sobre medición de radiaciones no ionizantes en la ciudad de Santa Fe. Midieron más de 3.700 puntos constatando que, en ningún caso, se superaron los máximos permitidos por la resolución 202/95 del Ministerio de Salud nacional. Esta posibilidad de medición, también se encuentra disponible para ser realizada en Rosario.

Comentarios