La ciudad
Martes 12 de Enero de 2016

380 mil pasajeros transitaron por el aeropuerto local durante 2015

La cifra representa un 58,7% más que en 2014. Fue clave la ampliación de vuelos de cabotaje. Los directos al exterior subieron 21,6%. El movimiento no tiene precedentes.  

Después de años y años clamando por más vuelos hacia adentro y fuera de Argentina, el Aeropuerto Internacional Islas Malvinas, domésticamente más conocido como de Fisherton, cerró el 2015 con un movimiento de pasajeros sin precedentes, lo que lo posiciona como un centro de conectividad muy importante en el interior del país. De hecho, casi 380 mil personas —377.559 para ser exactos— se embarcaron o llegaron a la terminal aérea, lo que representó un 58,66 por ciento más que durante el 2014. La clave fue la ampliación de oferta de vuelos, tanto los de cabotaje como los internacionales. Para el presidente del directorio, Raúl Garo, el balance no puede ser "más optimista" y por eso ya confía en obtener el visto bueno que le permita encarar ambiciosas obras de ampliación en el aeropuerto (ver aparte).

El posicionamiento ya se venía dando: durante la primera mitad del 2015 la cantidad de pasajeros aerotransportados desde o hacia Rosario había aumentado un 40 por ciento respecto al registro del año anterior.

Después llegó julio, que gracias a las vacaciones de invierno marcó una diferencia de escala con un crecimiento del 85 por ciento. Y en diciembre se repitió la buena performance, con un incremento interanual de pasajeros del 60 por ciento: 35.591 pasajeros durante ese mes del 2015, contra 22.515 en el año previo.

El movimiento se debe a varios factores: la multiplicación de destinos domésticos que "por fin" decidió ofrecer Aerolíneas Argentinas desde Rosario, la ampliación de la oferta para salir del país directamente desde Fisherton (vía Tam, Gol y la misma Aerolíneas, conectando en ese caso a través de Ezeiza) y la posibilidad de financiar pasajes promocionales con tarjetas de crédito.

Aerolíneas, al doble. Según el balance trazado por el mismo aeropuerto, "Aerolíneas Argentinas tuvo el mejor comportamiento de la década trasladando a más de 88 mil pasajeros", lo que "duplicó los registros alcanzados en 2014".

Los vuelos de cabotaje de la compañía de bandera atendieron crecientemente "el mercado de la región" con vuelos hacia Aeroparque, Ezeiza ("donde este año se advirtió un fuerte repunte de pasajeros", dijo Garo), Córdoba, Mendoza, Iguazú, Bariloche y El Calafate.

La demanda de esos vuelos fue sostenida, recordó. Y como ejemplo puso el trayecto a Iguazú, que "en pleno enero sigue llegando y saliendo con 88 pasajeros, cuando pensábamos que por el calor se iba a caer".

La oferta hacia destinos de cabotaje se amplió además a través de Sol Líneas Aéreas, "que vincula a Rosario con vuelos a Buenos Aires y retomó sus frecuencias a Córdoba, Neuquén, Comodoro Rivadavia y Río Gallegos".

Salir del país. En los tramos internacionales también hubo más movimiento. El total de embarcados hacia el exterior desde Fisherton en el 2014 fue de 59.532 pasajeros, contra 72.392 del año pasado: una variación interanual positiva del 21,6 por ciento.

Gol y Tam fueron dos compañías que sumaron opciones para volar directamente al extranjero: Gol vincula a Rosario con San Pablo y Río de Janeiro, facilitando conexiones con otras ciudades y destinos turísticos de Brasil, mientras que Tam conecta con San Pablo y desde allí permite continuar vuelo hacia múltiples localidades brasileñas y los destinos internacionales más requeridos: Miami, Nueva York, Orlando, México, Cancún, París, Frankfurt, Londres, Milán, Madrid y Barcelona.

Luego están los llamados vuelos de verano.

Por ejemplo, los que opera Sol Líneas Aéreas desde mediados de diciembre rumbo a Punta del Este (Uruguay) y Mar del Plata, así como los de Gol y Tam hacia Brasil, que "este año, por la marcada depreciación del real, congregó a una enorme cantidad de pasajeros desde Rosariio", afirmó Garo.

En plan playero, hay un "alto nivel de ocupación" en los vuelos rumbo a Florianópolis, Río de Janeiro y San Salvador de Bahía, entre otros, así como a destinos del Caribe, Miami incluida, vía San Pablo.

"Somos más que optimistas", sostuvo el director de la terminal, convencido de que "el Aeropuerto Islas Malvinas ya logró instalarse como punto de satisfacción para la demanda regional".

Comentarios