Asignación Universal por Hijo
Domingo 09 de Octubre de 2016

La CGT apura al gobierno: "El bono que pedimos es para todos"

La central obrera salió a rechazar la idea del Ejecutivo de otorgar la ayuda sólo a los que "más lo necesiten" y amenazó con el paro.

La CGT salió ayer a cuestionar la intención oficial de otorgar un bono de fin de año sólo para los que "más lo necesiten", entre los que se incluyen los jubilados que reciben la mínima, beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH) y quienes perciben contribuciones no remunerativas.

Queremos "un bono para todo el mundo y tratar de ver cómo se van resolviendo las cuestiones pendientes, porque el bono es sólo una parte de la agenda de reclamos que se planteó", advirtió ayer Juan Carlos Schmid, miembro del triunvirato que conduce a la CGT.

Schmid recordó, además, que la dirigencia de la central gremial está "facultada por el Comité para llevar a cabo un paro de actividades por 24 horas" y advirtió: "Si no hay una respuesta en el curso de la semana que viene, seguramente vamos a tomar una decisión".

"Hemos hecho toda una ronda de consultas para que después nadie diga que no está advertido de cuáles son las razones de un paro de esta naturaleza", indicó Schmid en referencia a las reuniones que mantuvo la CGT con movimientos sociales, empresarios, gobernadores, intendentes y la Iglesia.

Al respecto, el secretario general de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (Catt) agregó: "Cuando tomemos la decisión tiene que estar bien claro cuál es el objeto de esta protesta".

Schmid recordó que los ministros nacionales que recibieron a la conducción de la central obrera se comprometieron a responder a las demandas en un plazo de diez días, por lo que consideró que "la semana que viene debería haber una definición" del gobierno.

Consultado por los dichos de varios funcionarios nacionales sobre la posibilidad de otorgar un bono "a quienes más lo necesitan", Schmid ratificó el pedido de "un bono para todo el mundo y tratar de ver cómo se van resolviendo las cuestiones que están pendientes, porque el bono es sólo una parte de la agenda de reclamos que se planteó".

En la misma línea, el secretario general del Sindicato de Canillitas, Omar Plaini, pidió que el gobierno convoque a los gremios "esta semana" y ratificó que el Comité Central Confederal les dio la "facultad para aplicar una medida de acción gremial de no tener respuesta".

En diálogo una radio porteña, el secretario administrativo de la CGT afirmó que las medidas del Ejecutivo reclamadas por la central obrera "tienen que ir en sintonía con la pérdida de poder adquisitivo que han tenido los distintos sectores del campo laboral, ya sea de sectores privados, públicos, jubilados".

"Los sectores populares son los más complicados en estos diez meses de gobierno con las distintas políticas que ha tomado el Ejecutivo. Nosotros pedimos por todos. Fueron muy gentiles con los sectores del poder concentrado y son muy insensibles con los sectores populares", remarcó el diputado nacional.

Hojarasca. Plaini también se refirió a los dichos de varios ministros, entre ellos los de Trabajo, Jorge Triaca, y de Hacienda, Alfonso Prat Gay, respecto a la posibilidad de que se otorgue un bono de fin de año sólo a "quienes más lo necesitan", cuando el pedido gremial fue más amplio. Luego agregó: "Fueron bastante poco agradables al oído de una mesa que se ha conformado para conversar y negociar. No ayuda. Yo lo tomo como hojarasca, como unas declaraciones para ver si pueden bajar el nivel de la negociación en lo que ellos pretenden. Pero nosotros estamos muy firmes en lo que reclamamos".

Y agregó: "Estas declaraciones de muchos ministros no son propias de un funcionario del rango que ellos representan cuando hubo un cara a cara. No nos van a alterar. Tenemos muchos años, mucha experiencia en esto. La verdad está cuando nos sentamos cara a cara y tenemos que decidir"

En ese sentido, Plaini rechazó que la CGT acepte lo expresado públicamente por el oficialismo y manifestó que "en todo caso, si el gobierno quiere tomar una acción unilateral, que la tome, se hará cargo y responsable después".

Frigerio pidió más diálogo para evitar una huelga general

"Un paro es una última instancia, cuando el gobierno no escucha, y nosotros dialogamos con todos", dijo ayer el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, respecto a lo que sería el primer paro nacional a Macri.

   "El paro no suma; hay que tratar de evitarlo dialogando", agregó el funcionario, e insistió en que el gobierno dará respuestas a las demandas sindicales "en función a la situación". La semana pasada el gobierno y la CGT se reunieron y acordaron un plazo de diez días para que la Casa Rosada analice los reclamos obreros. Por ello, la CGT dejó en suspenso la convocatoria a un paro nacional. Anteayer, los ministros de Carolina Stanley (Desarrollo Social) y Jorge Triaca (Trabajo) anunciaron que el gobierno otorgaría un extra de fin de año para beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo y jubilaciones bajas. Estas promesas no conforman a la CGT.

Comentarios