Edición Impresa
Lunes 14 de Abril de 2008

Intolerable

En alguna oportunidad el tema fue mencionado en este espacio por denuncias de los lectores, pero ningún funcionario se mostró interesado en intervenir.

Se trata una feria que se instala en una plaza pública de Salvat al 5900, en la zona sur de la ciudad. Ahora el tema fue nuevamente expuesto por un oyente que llamó a El Informador, que por la emisora Cerealista conduce Alejandro Grandineti. Los torturados vecinos la bautizaron como la Saladita Rosarina por su parecido con la del barrio porteño de Constitución. Allí se comercian objetos de los más diversos y de dudosa procedencia comentan algunos. Se venden desde milanesas hasta medicamentos. Y hay quienes sospechan que los remedios provendrían de un dispensario médico de la zona y la comida de un comedor comunitario. Mientras dura la feria los vecinos deben enclaustrarse en sus casas porque no pueden ni entrar ni sacar los autos del garage ya que la calle queda taponada. Y aseguran que el paisaje que queda expuesto cuando se levanta la feria es de terror. Basura y restos de todo tipo de los que nadie se hace cargo. ¿La visitarán inspectores de control urbano o la policía?

Comentarios