buenos aires
Jueves 04 de Agosto de 2016

Un muerto y dos heridos por una fuga de gas

Un operario de Metrogas murió y otros dos estaban internados en grave estado a raíz de una pérdida ocurrida ayer, en el barrio de Barracas

Un operario de 51 años murió y otros dos debieron ser internados en grave estado a causa de un escape de gas ocurrido ayer por la mañana, mientras trabajaban en un pozo en el barrio porteño de Barracas.

Así lo confirmó el directo del servicio de emergencia Same, Alberto Crescenti, quien señaló que los otros dos hombres, al igual que el fallecido, habían sufrido paros cardiorrespiratorios aunque pudieron ser reanimados y permanecían internados en estado delicado en el Hospital Argerich.

El incidente se produjo alrededor de las 10 cuando los operarios trabajaban en un pozo realizado en la avenida Montes de Oca al 400 para desactivar una conexión aparentemente en desuso, a unos dos metros de profundidad: en ese momento se produjo la fatal pérdida de gas.

Un portero de la zona, llamado Héctor, habló con la prensa y contó que comenzó a sentir un intenso olor a gas en la cuadra, después de que los operarios comenzaran a trabajar.

Desvanecidos. Entonces se acercó al pozo para preguntarles si estaban bien y como los integrantes de la cuadrilla no le respondían, se asomó y vio a los tres hombres desvanecidos.

Con la ayuda de otros encargados de edificios e incluso transeúntes, según dijo en declaraciones periodísticas, logró sacar a los tres operarios del pozo, pero uno de ellos perdió la vida pese a las tareas de reanimación que el propio portero realizó en el lugar. "Lamentablemente no pude salvarlo", expresó Héctor.

Según informó el director de Defensa Civil porteño, José Garnica, el incidente se ocasionó por "una fuga de gas en un caño de alta presión bajo tierra".

El escape se produjo a escasos metros de una estación de servicio, lo que incrementó la situación de peligro en una zona densamente poblada, situada a unas 20 cuadras del microcentro porteño.

"Los operarios quedaron en un pozo inundado de gas a alta presión", indicó el funcionario, que alrededor de las 11:30 aseguró que la situación estaba controlada y ya no había peligro para la población.

"Un accidente". Tras conocerse la noticia de que uno de los trabajadores había perdido la vida, la compañía distribuidora Metrogas, por intermedio de uno de sus voceros, consideró que se trató de "un accidente", mientras los integrantes de la cuadrilla efectuaba "una reparación de rutina".

"Era una reparación de rutina. Un trabajo en un caño de baja presión de 20 pulgadas y se intoxicaron", sostuvo Rafael Rodríguez Roda, que agregó que los operarios se desempeñaban "con todos los elementos de seguridad que se necesitan" en el momento del fatal incidente.

"No hubo explosión ni fuego. Fue un accidente", insistió el vocero, en declaraciones a la prensa.

En medio de la emergencia, se valló la zona y se impidió el paso de las personas, mientras que durante más de una hora un penetrante olor a gas podría percibirse en un radio de más de cien metros.

Comentarios