Información Gral
Lunes 03 de Julio de 2017

Tragedia de una mujer en una favela

Un bebé que recibió un disparo mientras se encontraba todavía adentro de la panza de su madre, durante un enfrentamiento entre policías y narcotraficantes en la ciudad brasileña de Río de Janeiro, quedó parapléjico y continúa en estado grave, informó ayer el diario Globo.

La Secretaría de Salud de Caxias, la localidad metropolitana de la ciudad de Río de Janeiro donde está internado el bebé después de haber nacido por parto inducido, informó que el niño también sufrió traumatismo de cráneo y un coágulo en la cabeza.

"El bebé permanece en estado grave y respira con ayuda artificial", detalló en el comunicado publicado por "Globo" la Secretaría de Salud del municipio.

La madre del niño, que estaba embarazada de nueve meses al recibir el disparo, también permanece internada en estado de observación.

La mujer fue herida de bala el viernes cuando quedó en el medio del fuego cruzado entre traficantes de la región y la policía. El disparo la hirió a la altura del muslo y terminó por impactar en la oreja y el hombro del bebé.

Este fin de semana se registraron en diversos lugares de la ciudad enfrentamientos entre bandas de narcotraficantes y la policía.

El viernes murieron una madre y su hija en la favela Mangueira, localizada frente al Estadio Maracaná, al quedar también en el medio de un tiroteo entre policías y delincuentes. Como protesta, los vecinos quemaron colectivos en las vías de acceso del barrio.

Comentarios