Información Gral
Miércoles 13 de Septiembre de 2017

Tordesillas festejó sin matar a ningún toro

Tras años marcado por la polémica y los enfrentamientos entre taurinos y antitaurinos, el festejo del Toro de la Vega se celebró ayer en la ciudad española de Tordesillas (norte) sin la muerte pública del astado y sin protestas. Se trata del segundo año consecutivo en el que el animal no es alanceado hasta la muerte en el festejo, que recuperó su nombre tradicional, Toro de la Vega, tras el cambio que tuvo lugar en la edición de 2016, cuando se denominó Toro de la Peña.

Tras años marcado por la polémica y los enfrentamientos entre taurinos y antitaurinos, el festejo del Toro de la Vega se celebró ayer en la ciudad española de Tordesillas (norte) sin la muerte pública del astado y sin protestas. Se trata del segundo año consecutivo en el que el animal no es alanceado hasta la muerte en el festejo, que recuperó su nombre tradicional, Toro de la Vega, tras el cambio que tuvo lugar en la edición de 2016, cuando se denominó Toro de la Peña.

La prohibición de dar muerte al astado, a instancias de una nueva normativa que impide matar a un toro en un festejo popular, tuvo lugar tras años de protestas de colectivos antitaurinos. La presencia de los activistas incomodaba a los vecinos de Tordesillas partidarios del festejo y eran frecuentes los enfrentamientos entre las dos partes. En esta edición, el encierro transcurrió sin incidentes pero los vecinos defendieron su tradición.

Comentarios