Golpe de Estado
Sábado 18 de Marzo de 2017

Paraguay celebra el centenario del nacimiento de Augusto Roa Bastos

En esas pocas páginas figuran máximas sorprendentes para que la Iglesia no fuese consumida por un "narcicismo teológico".

Paraguay vibra estos días con los homenajes a Augusto Roa Bastos, que con motivo del centenario de su nacimiento incluyen conferencias, debates, exposiciones, deportes, música y fotografía, mientras se prepara un congreso internacional de escritores e intelectuales.

"Mucha gente está trabajando con entusiasmo y sacrificio para estos homenajes a uno de los más importantes y multifacéticos escritores del país y de Latinoamérica", expresó ayer a DPA su hija, Mirta Roa.

Uno de los puntos altos de la conmemoración será entre los días 6 y 7 de junio, cuando se realice un congreso internacional para estudiar la obra de Roa Bastos bajo la consigna "Roa entre la historia y la literatura de América latina y el Caribe".

Parte de la obra de Roa Bastos ha sido traducida a 25 lenguas, pero con motivo de este centenario, se reavivó el interés de editores de Japón, Rusia, Serbia y Kazajistán, que quieren trasladar a sus respectivos idiomas las principales creaciones del premio Cervantes de 1989. "El tema se está moviendo internacionalmente", dijo Mirta Roa.

Para la hija del autor de "Yo, el supremo" (del que la Real Academia Española y la Asociación de Academias de la Lengua Española lanzarán una edición conmemorativa), entre muchas otras obras, significa algo muy positivo que la gente valore a sus figuras nacionales.

En 1947 el escritor se estableció en Buenos Aires para huir de una represión política disparada por un golpe de Estado fallido. Durante su estancia en la entonces Capital Federal trabajó en una agencia de seguros y publicó gran parte de su obra.

Luego del golpe de Estado de 1976, la obra fue prohibida en Argentina. Roa aprovechó una invitación de la Universidad de Toulouse para exiliarse en Francia.

Comentarios