FlageloBuenos Aires
Viernes 20 de Mayo de 2016

La muerte por desnutrición de una niña wichi agita a Salta

Funcionarios provinciales admitieron que suman dos mil los casos de niños con bajo peso, y otros cientos con patologías asociadas

La muerte de una niña de la comunidad wichi renovó ayer el alerta por casos de desnutrición en la provincia de Salta, donde las autoridades admitieron que hay registrados unos dos mil niños con bajo peso y control nutricional.

El ministro de la Primera Infancia de Salta, Carlos Abeleira, confirmó ayer que la niña de 2 años murió por desnutrición el 21 de abril, luego de que se informara el deceso con un certificado de defunción por "broncoaspiración, gastroenteritis aguda infecciosa, trastorno metabólico, desnutrición".

"No basta con discutir si murió o no de desnutrición y el peso que tenía la nena. Falleció una niña y somos todos responsables, y lo asumimos", dijo el funcionario. "Hay dos mil niños con bajo peso y en control nutricional, y hay otros casos graves en constante crecimiento", advirtió el funcionario.

La niña vivía con su familia en el paraje La Medialuna, una zona aislada a 25 kilómetros de la localidad de Dragones, en el chaco salteño, a unos 370 kilómetros al norte de la ciudad de Salta.

Fuentes médicas detallaron que la niña, de nombre Brenda, comenzó con diarreas y vómitos y fue asistida en el puesto sanitario de Dragones, donde se le controlaron los síntomas aunque luego tuvo una recaída con tos y fiebre, por lo que fue derivada al hospital San Vicente de Paúl de Orán.

Asimismo, reportaron que la niña, la menor de siete hermanos, murió en la ambulancia cuando era trasladada en estado grave, e indicaron que los padres de la menor de edad perdieron en 2008 otro bebé que tenía problemas de bajo peso.

El ministro Abeleira dijo que requirió toda la información sobre el cuadro clínico de la niña y aseguró que desde el puesto sanitario de Dragones le manifestaron que la beba "no estaba registrada con bajo peso".

"Tanto Brenda y sus siete hermanos fueron controlados en los meses de enero y marzo", sostuvo el funcionario, al considerar que no se pudo prever que podía morir por un cuadro de desnutrición como ocurrió.

"La desnutrición es una cuestión estructural que viene estancada en el tiempo y la manera de trabajarlo es con los niños", dijo el ministro. "El objetivo de este Ministerio es que cada agente sanitario tenga un sistema de monitoreo permanente de cada uno de los chicos", agregó.

La muerte de la niña wichi elevó a ocho los casos reportados de niños fallecidos por desnutrición en la provincia de Salta desde mediados de 2014.

Las muertes por mal nutrición registradas en 2014 derivaron en un escándalo político que obligó al gobernador Juan Manuel Urtubey a crear el ministerio de la Primera Infancia, cuyo objetivo es erradicar la desnutrición infantil.

Tras la creación de esa cartera, un diagnóstico sobre desnutrición en los parajes del interior provincial reveló que unos 1.500 niños menores de 5 años tenían problemas de bajo peso.

Varios meses después, en julio de 2015, el ministro de Salud Pública provincial, Oscar Villa Nogués, admitió públicamente que eran 1.900 los niños con peso inferior al que debían tener de acuerdo con su edad.

Comentarios