Información Gral
Viernes 24 de Marzo de 2017

Harán otra autopsia la semana próxima para determinar el sexo

A dos días del hallazgo de un cadáver mutilado a la vera de la ruta 11, en las afueras de la localidad balnearia bonaerense de Miramar, la Justicia aún no logra determinar el sexo del cuerpo, por lo que la semana próxima realizarán una nueva operación de autopsia.

A dos días del hallazgo de un cadáver mutilado a la vera de la ruta 11, en las afueras de la localidad balnearia bonaerense de Miramar, la Justicia aún no logra determinar el sexo del cuerpo, por lo que la semana próxima realizarán una nueva operación de autopsia.

"Se va a peritar el cuerpo otra vez la semana que viene en San Martín para definir el sexo. Y ahora la fiscal espera los resultados de los peritajes de la ropa y de los pelos que se encontraron ayer", confirmó ayer una fuente judicial. La fuente contó que para determinar el sexo de la criatura los peritos, entre otros análisis, medirán los huesos del cadáver para intentar saber si el cuerpo pertenece a un varón o a una nena.

El resultado de los peritajes de los cabellos y de la ropa que fueron encontrados anteayer será muy importante para incorporar a la causa y poder determinar a quién pertenece el cuerpo.

En tanto, se esperan los resultados de los análisis de las llamadas de celulares registradas en la antena más cercana al lugar donde se encontró el cuerpo, que según publicó el portal 0223, está realizando el Cuerpo de Ayudantía Técnica a la Instrucción fiscal (Cati).

Ayer trascendió que de la operación de autopsia que ya e le realizó al cadáver, surge que el cuerpo habría estado preservado por un tiempo prolongado en frío antes de ser descartado.

Este resultado se suma a la presunción de los especialistas que trabajaron en el lugar del hallazgo y que vieron que el fenómeno de la fauna cadavérica no había evolucionado demasiado.

Varias hipótesis

Por el momento, la fiscal Ana María Caro baraja varias hipótesis, entre las que se encuentra la realización de algún rito, que el cuerpo fue utilizado como mula para el tráfico de drogas, o que el cadáver pudo haber sido extraído de algún cementerio o morgue para luego profanarlo.

El macabro hallazgo ocurrió el último martes por la madrugada a la vera de la ruta provincial 11 que une la ciudad de Miramar con la vecina localidad de Mar del Sur. El cadáver estaba en estado de descomposición, y le faltaban ambos pies y manos, la dentadura y los órganos.

Comentarios