Información Gral
Sábado 09 de Septiembre de 2017

En lo que va del año, Argentina registró 5.000 denuncias por ciberacoso

Los menores que utilizan las redes sociales son blanco permanente para los pedófilos, que establecen contactos desde perfiles falsos.

En lo que va del año se registraron más de 5.000 denuncias por ciberacoso, con un promedio de 20 causas abiertas cada día en todo el país con pedófilos que aprovechan las plataformas digitales para tener contacto con menores desde perfiles falsos. "Desde principios de año, ya superamos las 5.000 causas por denuncias realizadas en el marco del acoso que sufren niños y niñas que utilizan las redes sociales. Es un problema grave", dijo una fuente judicial nacional al Diario Popular, precisando que "resulta clave que los chicos tengan espacios de reflexión en sus hogares y también en las escuelas, para saber que están expuestos a peligros cuando entran en las redes". El Cuerpo de Investigaciones Judiciales informó que en la Argentina se revelaron más de 25.000 casos de ciberacoso sexual a niños, niñas y adolescentes desde 2012, y que desde 2015 aumentaron en un 1.600%. Al respecto, la fiscal de Delitos Informáticos de la Ciudad de Buenos Aires, Daniela Dupuy, afirmó que el 90% de los casos tienen que ver con grooming y pornografía infantil, que son más de 800 los casos que está investigando y que la situación es similar en las otras dos fiscalías porteñas especializadas en estos temas.

   En uno de estos casos, Mariana la mamá de Antonela, una nena de 10 años que pasaba en su habitación varias horas al día jugando en soledad en una red social, descubrió de casualidad que la menor "chateaba" en secreto con decenas de personas, supuestamente de su edad. Lo cierto es que había muchos adultos intentando "seducirla", realizando propuestas como envío de fotos, citas y hasta encuentros. Este caso ocurrió en Ciudadela, fue denunciado ante la Justicia, y forma parte de un fenómeno en constante crecimiento, con un promedio de 20 causas abiertas cada jornada en todo el país con pedófilos que aprovechan las plataformas digitales para tener contacto con niñas y niños.

   Mariana contó que "fue una sorpresa realmente desagradable, porque tenía contacto cotidiano con gente adulta, algunos se hacían pasar por menores, y le ofrecían fotos, le proponían encuentros o que ella les cuente cosas, relacionadas a la sexualidad", agregando que "el chat era interno de un juego de Facebook, con lo cual fue descubierto de pura casualidad, y allí también pueden intercambiar fotos, videos o lo que sea". Y contó que, desde que ocurrió el hecho, su hija se encuentra con tratamiento psicológico, pero también expresó que "el tema fue debatido en la escuela. En torno a la problemática, se sabe que las redes sociales ofrecen muchas posibilidades a los pedófilos. "El delito de abuso contra niños no es nuevo, sí lo es el medio de captación. Antes, para poder acceder, un pedófilo tenía que armar una maquinaria de acciones. Ahora, con un perfil falso de Facebook se pueden lanzar cientos de invitaciones desde el anonimato", explicó Betina Esteban, integrante del equipo Niñ@s contra la explotación sexual y grooming, del Ministerio de Justicia nacional.

Comentarios