Información Gral
Martes 21 de Marzo de 2017

El mítico banquero David Rockefeller murió en Nueva York: tenía 101 años

Cabeza visible de una de las familias más ricas del planeta, el magnate deja una fortuna de 3.300 millones de dólares, según la revista Forbes

El banquero estadounidense David Rockefeller, último superviviente de toda una generación de Rockefellers y cabeza visible de la familia en las últimas décadas, falleció ayer en su casa de Pocantico Hills, Nueva York, a los 101 años, tras una vida dedicada a los negocios, la promoción del capitalismo y el apoyo a las artes.

Rockefeller murió por la mañana "tranquilamente durante su sueño" después de sufrir un ataque cardíaco en su residencia frente al río Hudson, en el norte de Nueva York, señaló su portavoz Fraser Seitel en un comunicado. Esta residencia, vecina de la antigua casa de su hermano Nelson, vicepresidente de Estados Unidos bajo el gobierno de Gerald Ford (1974-1977), era uno de los cuatro hogares del multimillonario, cuya fortuna fue estimada en 3.300 millones de dólares en la última clasificación de la revista Forbes publicada ayer.

Nacido el 12 de junio de 1915, David Rockefeller dirigió durante cerca de 35 años, hasta 1980, el Chase Manhattan Bank, que se convirtió luego en el JP Morgan Chase.

Gran viajero, se reunió con más de 200 jefes de Estado en cerca de 100 países, según su biografía oficial. Chase fue el primer banco en abrir oficinas en Rusia y luego en China continental.

Dos presidentes estadounidenses, el demócrata Jimmy Carter (1977-1981) y el republicano Richard Nixon (1969-1974) le propusieron ser secretario del Tesoro, recordó ayer el diario New York Times. Las dos veces declinó la oferta.

Siguiendo los pasos de su abuelo John, fundador de la compañía petrolera Standard Oil, y luego de su padre, también llamado John, David Rockefeller fue también un gran filántropo.

Ex alumno de Harvard, donó unos 25 millones a la famosa universidad en 1994. En 2005, para su cumpleaños número 90, prometió cinco millones de dólares por año al Museo de Arte Moderno de Nueva York (MoMA).

Pero se comprometió a desembolsar sumas aún más importantes tras su muerte al MoMA, a la Universidad Rockefeller que lleva su nombre y a Harvard —unos 100 millones de dólares a cada uno—.

Con su esposa Margaret, fallecida en 1996, David Rockefeller tuvo seis hijos, 10 nietos y 10 bisnietos. Pero ninguno de sus descendientes "ha alcanzado ni quizás aspirado a tener su estatura", subrayó el New York Times.

El magnate era el último nieto vivo del acaudalado petrolero John D. Rockefeller, fundador de Standard Oil y de la dinastía familiar.

Rockefeller fue fundador de la Comisión Trilateral, creada en 1973 y considerada una de las organizaciones privadas más influyentes del mundo, para fomentar las relaciones entre Norteamérica, Japón y Europa Occidental.

Cuando fue jefe del Chase de 1969 a 1981, Rockefeller forjó una red de estrechas relaciones con gobiernos y corporaciones multinacionales que llevó a observadores a decir que el banco tenía su propia política exterior.

Su nombre llegó a simbolizar las impopulares políticas bancarias estadounidenses en los países deudores. Rockefeller fue despreciado por la izquierda por trabajar con el dictador chileno Augusto Pinochet y el shah de Irán.

También generó molestia por incentivar la apertura del comercio con China y la Unión Soviética durante la Guerra Fría.

Rockefeller se vio envuelto en un incidente internacional cuando él y su amigo Henry Kissinger ayudaron a persuadir en 1979 al presidente Jimmy Carter para que admitiera al shah de Irán en Estados Unidos para someterse a un tratamiento por un linfoma, lo que ayudó a precipitar la crisis de los rehenes en Irán.

Nacido en Manhattan como el más joven de seis hermanos, Rockefeller pasó su infancia en Nueva York y en las fincas de la familia. La mansión de nueve pisos donde nació, la residencia más grande de Nueva York, es ahora parte del Museo de Arte Moderno que su madre, Abby, ayudó a fundar en 1929.

Mantuvo esa pasión por conocer mundo durante toda su vida y, a pesar de su avanzada edad, siguió viajando de forma continua en los últimos años.

Un enamorado de Marruecos, con 100 años continuaba visitando regularmente Fez para hacer compras.

Rockefeller conoció el norte de Africa a principios de los años 40, cuando se alistó como voluntario en el Ejército y sirvió en esa región y en Francia durante la Segunda Guerra Mundial antes de licenciarse con el rango de capitán en 1945. Previamente había estudiado en Harvard y en Londres y había obtenido un doctorado en Ciencias Económicas en Chicago. Tras sus estudios, trabajó como secretario del alcalde de Nueva York, Fiorello La Guardia.

Su nombre simbolizó las impopulares políticas bancarias estadounidenses en los países deudores

Comentarios