Información Gral
Lunes 04 de Septiembre de 2017

Declararon "controlados" dos incendios en el valle de Punilla en Córdoba

Dos menores fueron acusados del fuego, que quemó unas 4.000 hectáreas. Pero persiste otro foco en la zona de Calamuchita.

Luego de más de 24 horas de trabajo, quedó controlado el incendio que afectó a unas 4.000 hectáreas de forestación en la zona cordobesa del valle de Punilla, mientras que dos jóvenes menores de edad son investigados como presuntos responsables de siniestro, informaron autoridades locales.

   El secretario cordobés de Gestión de Riesgo Climático y Catástrofes, Claudio Vignetta, precisó a Télam que el incendio "está controlado y en guardia de cenizas" y "la totalidad de las personas que habían sido evacuadas y autoevacuadas preventivamente ya regresaron a sus viviendas". Asimismo, señaló que "se recupera favorablemente" una niña de tres años que el sábado "debió ser asistida por asfixia ocasionada por el denso humo".

   "Fue muy complicado contener el fuego por las variaciones del viento", manifestó Vignetta sobre el incendio que se había desatado en la madrugada del sábado y fue combatido con cinco aviones hidrantes y unos 240 agentes de los organismos que forman parte del Plan Provincial del Manejo del Fuego. Detalló que "dos menores de 14 y 15 años son investigados por la Justicia como presuntos autores de iniciar el fuego".

   Por otra parte, señaló que cinco dotaciones de bomberos y dos aviones hidrantes trabajan desde las primeras horas de ayer sobre otro incendio registrado en una zona de forestación de la localidad de Potrero Garay, en el valle de Calamuchita, que "no representa riesgos para las viviendas", aseguró el funcionario. Por su lado, el titular de Defensa Civil de Córdoba, Diego Concha, ratificó que los focos de incendio que afectaron las zonas de Santa María de Punilla y Cosquín se encontraban "todos contenidos" y que se trabajaba en guardias de ceniza y tareas de enfriamiento. En Cosquín la situación fue crítica. El fuego quemó montañas de pastizales y bosques en la zona limítrofe entre los departamentos Punilla y Colón, se acercó a dos de sus barrios: La Mandinga y San José Obrero. Las llamas estuvieron a 100 metros de viviendas evacuadas.

   El fenómeno de los incendios rurales preocupa en Córdoba. Ayer el diario La Voz reseñó que según algunos cálculos aún extraoficiales, pero sostenidos en imágenes satelitales, sólo el foco de Santa María de Punilla acumulaba unas 3.700 hectáreas quemadas en 48 horas.

   La semana anterior, otro incendio se había expandido sobre 2.500 hectáreas de la reserva natural de La Calera (entre la ciudad de Córdoba y Villa Carlos Paz). Sumando otros focos menores en el resto de la provincia, serían unas seis mil las hectáreas afectadas en 15 días. De ese modo, el año 2017 acumularía unas 7.500 hectáreas en total. En 2016 se quemaron 10.300 hectáreas en toda la provincia. Pero fue una excepción: fue el año con menos fuegoa de las dos últimas décadas.

Comentarios