Información general
Martes 24 de Enero de 2017

Un panadero del sur construyó una casa de verano para sus empleados

Se trata del dueño de una panadería en Tierra del Fuego que construyó una casa en puerto Madryn a la que pueden acceder sus 30 empleados durante 14 días al año cada uno. Él paga todo y lo mejor es que los días son extra a las vacaciones.

La novedad no tiene origen en un lejano país, esta vez la buena noticia es argentina. Se trata de Emili Sáez que vive en la ciudad de Tolhuin, Tierra del Fuego, donde quedará en la historia como el jefe que construyó una casa de verano para sus empleados.
Algunos lo conocen como el dueño de la panadería "La Unión", pero quienes trabajan para él lo llaman "el mejor jefe de Argentina". Es que hace algunos años, Sáez comenzó la construcción de una enorme casa de vacaciones en la ciudad de Puerto Madryn, provincia de Chubut.
Las cuatro habitaciones, el jardín y la pileta climatizada fueron ideadas y materializadas para que los empleados de "La Unión" la disfruten durante el año. Cada uno de ellos puede usarla 14 días, llevar a su familia o invitar amigos. Emilio paga todo, aunque los gastos alimenticios corren por cuenta de cada uno de ellos.
Lo más llamativo es que estos "días extra" no son parte de las vacaciones oficiales de los empleados. "Me gusta que la gente esté contenta", dijo Sáez a La Nación.
"Hace cuatro o cinco años, con mi contador teníamos un sobrante de plata. Porque en nuestra panadería no tenemos problemas, ¿viste?, no tenemos que echar a nadie ni pagar juicios. Nos va bien. Así que se nos ocurrió construir la casa en un terreno que teníamos en Madryn. La construimos para todos, para ellos y para mí".
A la hora de diagramar quién la usa y cuándo, dice no haber conflictos. "En la panadería somos 30 y se trabaja todo el tiempo, muy intensamente. Hay que llevarse bien y me gusta que vengan a trabajar contentos", agregó.
"La iniciativa está muy piola", explicó Jorge Centurión, que trabaja hace 9 años en la panadería. "Se nos incentiva a que salgamos un poco, a que desconectemos. Además a veces hay premios por el trabajo. Y a la casa vamos todos, está buenísimo", contó.

Comentarios