Información general
Martes 04 de Abril de 2017

Tenía miedo de ir a la escuela por los robos y murió atropellado por un motochorro

Fue en Villa Soldati a finales de marzo, pero la información trascendió recién ahora debido al pedido de justicia de sus padres.

Un adolescente de 14 años fallecióo a al salida de la escuela a la que concurría en el bario de Villa Soldati luego de ser atropellado por un motochoro que huía de un robo y que logró ser detenido.
El hecho ocurrió en el barrio porteño de Villa Soldati, el martes 28 de marzo, y se dio a conocer en las últimas horas, por el reclamo de justicia por parte de sus padres.
"Mis hijos estaban preocupadísimos. Se la pasaban comentando los asaltos que padecían sus compañeros al entrar o salir del colegio".
A Alfredo Leonardo Aponte lo conocían como "Leíto" y vivía en Lomas de Zamora. Debido a los constantes asaltos en la zona, su padre lo acompañaba cada mañana hasta el colegio al que asistía junto a su hermana melliza.
Ese día, Leíto salió de clase y cruzaba la avenida Cruz hacia la parada de colectivo que lo llevaría a su casa, cuando un motociclista lo atropelló e hirió de gravedad. Cuarenta y ocho horas después, fallecía en el Hospital de Niños José María Gutiérrez.
Por el hecho, la Policía logró la detención de un adolescente de 18 años con antecedentes, quien aparentemente huía tras cometer un robo.
En declaraciones a los medios, el padre de Leíto contó que "la versión es que el motoquero conducía a toda velocidad y cruzó en rojo porque venía de robar".
Con la angustia marcada en el rostro, el hombre indicó que "mis hijos estaban preocupadísimos. Se la pasaban comentando los asaltos que padecían sus compañeros al entrar o salir del colegio".
Al momento de recordar a su hijo indicó que "tenía un proyecto, un futuro. Quería ser ingeniero en mecánica industrial. Era un apasionado de la industria automotriz. Su sueño era recibirse y poder comprarse su primer auto. Además, quería formar una familia y tener su hogar, que es lo que siempre le enseñé".
La causa quedó caratulada como "homicidio culposo" por la jueza Yamila Bernan, titular del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N° 8.

Comentarios