Información general
Martes 11 de Julio de 2017

Le embargaron el sueldo por error y ahora rechazan la demanda porque tardó en reclamar

Una mujer tuvo su sueldo embargado durante 10 meses, confirmaron hoy fuentes judiciales.

La Cámara en lo Contencioso Administrativo Federal revocó una sentencia y rechazó la demanda de una mujer que, por un error de la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip), tuvo su sueldo embargado durante 10 meses, confirmaron hoy fuentes judiciales.
La decisión la tomó la Sala IV de la Cámara que, por dos votos contra uno, consideró que la damnificada presentó la demanda fuera del plazo de dos años que prevé la ley para hacerlo en este tipo de casos.
El voto en minoría, en cambio, no solo ratificó el fallo de primera instancia a favor de María Aparecida Alves Pereyra, sino que también se pronunció por condenar a la Afip a pagar 30 mil pesos en concepto de daño moral por la indisponibilidad de fondos desde diciembre de 2006 hasta septiembre del año siguiente.
El hecho que provocó la demanda fue que la Afip, que tenía como deudora a una contribuyente con nombre similar al de la demandante, quiso trabar embargo sobre la cuenta bancaria sueldo de María Aparecida Alves de Perdomo pero lo hizo sobre la de la damnificada.
La mayoría de la Sala IV de la Cámara afirmó que hubo daños y perjuicios, no solo material sino moral, pero sostuvo que Alves Pereyra promovió la demanda cuando ya se había extinguido la posibilidad de hacerlo.
Los camaristas Jorge Morán y Marcelo Duffy recordaron que el Código Civil prevé que, para este tipo de casos la pretensión se debe promover dentro del plazo de dos años "a partir del momento en que el demandante tomó conocimiento de los daños que reclama".
Los camaristas consideraron, en tal sentido, que Alves Pereyra tomó conocimiento del embargo en diciembre de 2006, cuando intentó retirar dinero de su cuenta bancaria y que recién promovió la demanda el 7 de agosto de 2009.
La mayoría sostuvo que a la misma conclusión se llegaría "si quisiera contarse el término desde el día en que la actora presentó ante el Juzgado de Ejecuciones Fiscales el escrito alegando los daños", lo que ocurrió en junio de 2007.
En minoría, el camarista Rogelio Vincenti afirmó que en este caso el plazo de prescripción de dos años se debe contar desde que la acción judicial "quedó expedita" y la demandante pudo formular el reclamo, que fue cuando el Fisco Nacional acreditó la baja del embargo, en setiembre de 2007.╠

Comentarios