Año Nuevo
Viernes 27 de Enero de 2017

La insólita historia del ciclista que recorrió 500 kilómetros por la ruta equivocada

Se trata de un ciclista chino que quería llegar a su ciudad natal para celebrar el Año Nuevo chino. En vez de ir para el norte, fue para el sur. La policía se dio cuenta del error.

Un trabajador chino subió a su bicicleta en la ciudad de Rizhao, en plena costa del Mar Amarillo, convencido de que tomaba la dirección adecuada para llegar a Qiqihar, al norte del país. Sabía que le esperaba un larguísimo viaje, cerca de 2.000 los kilómetros de asfalto que separan a estas dos ciudades chinas.
Tenía un buen motivo para cubrir semejante distancia a pedales: su objetivo era alcanzar su ciudad natal a tiempo para celebrar allí el Año Nuevo chino. Quizá por eso no pensó muy detenidamente en lo que estaba haciendo. Lo único que hizo fue avanzar, avanzar y avanzar siguiendo unas indicaciones que consideraba correctas. Por lo que parece, por su cabeza ni siquiera pasó la idea de pararse a preguntar para asegurarse de que su rumbo era adecuado.
No se detuvo hasta que le obligaron a hacerlo y eso fue en Anhui. O lo que es lo mismo: unos 500 kilómetros en la dirección opuesta a la que debía haber tomado al partir. Su destino estaba al norte y él apuntó al sur.
La policía lo paró por estar circulando de ilegalmente por una autopista. Nadie sabe hasta dónde habría llegado de no haber recibido el aviso de las autoridades.

Comentarios