Información general
Viernes 03 de Marzo de 2017

La banda, ahora de 200 personas, que se va sin pagar de los restaurantes atacó de nuevo

Una familia proveniente de Europa del Este abonó 900 euros de seña en El Rincón de Pepín, un restaurante ubicado en la localidad española de Ponferrada, adonde iban a festejar un supuesto bautismo.

Otra multitudinaria comilona por parte de clientes que terminan yéndose sin pagar se produjo en España, esta vez con una "banda" de 200 personas que celebraban una supuesta boda.
Hace unos días, un grupo de unas 120 personas se fue sin abonar la cuenta del Hotel El Carmen, en Bembibre, provincia de León. Ahora, en el Rincón de Pepín, un establecimiento ubicado en Ponferrada, se produjo otra estafa.
"Estaban bailando y desaparecieron en un minuto. No fueron saliendo cuatro a cuatro, sino todos de golpe. No sé si es una consigna que tienen. Y, claro, no te puedes enfrentar a esta gente porque son muchos".
Los hechos sucedieron a mediados de febrero cuando una familia originaria de Europa del Este contrató los servicios de un restaurante para la ceabración de una supuesta boda. Al terminar el banquete, los invitados aprovecharon el bullicio para abandonar el local en estampida sin que nadie pagase la cuenta, según relató la propietaria del local, Laura Arias, a Bembibre Digital.
La familia había pagado una seña de 900, pero el precio final fue bastante mayor. De todos modos, varios mozos del servicio alcanzaron a anotar las patentes de los coches -todos de alta gama- para realziar la correspondiente denuncia.
En este caso, se empleó un modus operandi muy similar al utilizado en el resonante caso del Hotel El Carmen de Bembibre, cuando una familia de Europa del Este contrató el servicio para un bautismo. Cuando la torta entraba en el salón, los 120 invitados comenzaron a salir simulando que bailaban la conga.
"Levantándose y marchándose todos de golpe del hotel. Estaban bailando y desaparecieron en un minuto. No fueron saliendo cuatro a cuatro, sino todos de golpe. No sé si es una consigna que tienen. Y, claro, no te puedes enfrentar a esta gente porque son muchos", señaló el propietario del local, Antonio Rodríguez.
Embed

La Guardia Civil investiga ahora si se trata de la misma banda o de distintas personas que utilizan la misma manera de proceder. Los agentes ya los habría identificado, pero aún no se ha logrado detner a ninguno.
Incluso, el mismo grupo habría intentado realziar la misma maniobra en otros dos establecimientos, el Hotel Novo y el Ponferrada Park, pero los propietarios solicitaron el 100 por ciento del pago por adelantado, lo que evitó la estafa.
Mientras tanto, algunos restaurantes en la zona se lo han tomado con humor y han organizado "menús antisimpa" en los que ofrecen un 10 por ciento de descuento si abona antes de comer.
menu.jpg

Comentarios