Edición Impresa
Domingo 24 de Mayo de 2015

Ideas que sanan

Por primera vez se hará en Rosario el TEDxWomen, una charla motivadora con seis oradoras que expondrán sus experiencias personales. El objetivo de la reunión es animar a las mujeres a cambiar aquello que duele e impide avanzar.

Entrar al mundo de las ideas, recorrerlo y promoverlo. Saber que esas cosas que se nos ocurren, que generamos mentalmente a partir de nuestra historia y nuestra visión tienen un valor enorme. Que ponerse en acción y que esa acción se conecte con el hacer de otros puede cambiar la realidad. Que las ideas nutren, pero sobre todo, transforman. Con esos objetivos nació y creció TED (Tecnología, Entretenimiento y Diseño), una organización sin fines de lucro que se dedica a las ideas dignas de difundir, a mostrar relatos inspiradores que surgen de personas que enfrentan con creatividad los avatares de la vida.

TED lleva numerosas ediciones en la Argentina, cuatro de ellas en Rosario. La más multitudinaria se dio el año pasado, el 18 de octubre, cuando en el Monumento Nacional a la Bandera más de cinco mil personas participaron activamente de las conferencias y hasta lograron un récord Guinness: una tormenta de ideas, 150 mil, en menos de una hora.

Este año la propuesta rosarina se inicia con un TED especial ya que por primera vez en la Argentina se replicará el TEDxWomen. Las charlas se realizarán en un formato "boutique" con la presencia de no más de 250 personas que se darán cita en el Hotel Esplendor Savoy par escuchar a seis oradoras. Como en todo evento TED las expositoras tendrán 18 minutos para contar sus ideas.

Más habló con dos de las mujeres que tendrán el próximo jueves el desafío de captar la atención del público y lograr que se lleven algo a partir de sus experiencias personales.

Imelda Ferrero, profesora en Letras, fundadora del terciario Escuela Nacional de Títeres (hoy Escuela de Teatro), quien dirigió durante décadas talleres de lectura, escritura y crítica, será una de las oradoras del TEDxRosarioWomen. En diálogo con este diario, expresó que el mayor anhelo es "incentivar a las mujeres a ingresar o a permanecer en el mundo de la lectura" algo que no parece fácil en un mundo repleto de estímulos, que privilegia lo rápido y efectivo en lugar de lo importante y profundo.

Ferrero, a quien no le importa demasiado si el formato que se elige para leer es el libro o la computadora, está convencida de que "la lectura es una posibilidad de acercarte a tus propias verdades. Por eso invito a las mujeres a encontrar o reencontrarse con esa intimidad que te dan los libros".

Para Ferrero, leer es un desafío "maravilloso, porque es la posibilidad de la construcción de algo fantástico".

En la charla del jueves "buscaré transmitir a las presentes la importancia de vivir el propio tiempo a través de los libros; para una mujer encontrar su espacio, su momento, su intimidad con la lectura es sumamente necesario y enriquecedor, sobre todo ahora que vivimos tan rápido, con tanta conectividad, con tantas redes sociales en donde todo es mucho más fragmentado, en las que se nos dice todo el tiempo qué debemos hacer a través de los mensajes o las frases, casi como un eslogan permanente". Entregarse al placer de leer es lo que promoverá Imelda Ferrero como oradora de TED.

Física y pañales. También mirando especialmente al universo femenino hablará la doctora en Física María Eugenia Torio, de 42 años, casada, con dos hijos, que hizo una interesante carrera profesional antes de dedicarse a su propia familia. Desde ese lugar, el de las exigencias personales y sociales y su impacto en la vida de una mujer, planteará su ponencia.

"Me recibí muy joven, hice mi posdoctorado en el Instituto Balseiro, le puse todo a mi tarea profesional, pero me faltaba la experiencia de construir mi familia, algo que yo también deseaba mucho. Después me casé, tuve mis hijos, y todo parecía funcionar bien y de acuerdo a mis sueños hasta que tuve un problema de salud que me obligó a reflexionar sobre cuestiones profundas", relató.

"No pretendo ser ejemplo de nada sino contar mi verdad, mi experiencia que tal vez sirva. Somos muchas las mujeres que hoy corremos detrás de la autoexigencia y las exigencias sociales sin interrogarnos si somos felices, qué queremos realmente, si estamos disfrutando de lo que conseguimos".

Torio señaló: "En mi caso, cuando conseguí lo que buscaba a nivel laboral y también familiar, colapsé. Fijate que yo podía ser muy exitosa en mi carrera, estudiar en el Balseiro, enseñar sobre física cuántica, pero cuando me encontré con un bebé a mi cargo, con las responsabilidades propias de una mujer que se casa y tiene hijos no me podía desempeñar con la facilidad que lo hacía en el campo laboral, y se me cayó el mundo".

"Las mujeres estamos muy expuestas, criticadas por el entorno, por nuestros pares. Si le dedicás demasiado tiempo a tu profesión te cuestionan, si les entregás muchas horas a tu marido y tus hijos te dicen que no descuides la carrera. Y nosotras sufrimos esas dicotomías de una manera muy especial. Mi historia puede ser útil para que otras mujeres paren a tiempo, antes de que les pasen determinadas cosas", enfatizó.

Por dónde pasa el éxito hoy, qué significa brillar, es el eje de la charla que ofrecerá la doctora en física. "Creo que el juez más implacable que tenemos las mujeres somos nosotras mismas, por eso mi idea es proponer que nos miremos más, que podamos sentirnos bien en el día a día, a gusto con las elecciones que tomamos. Por mi personalidad siempre me va a gustar la responsabilidad, la disciplina, es cierto, pero también creo que hoy el desafío pasa por ser más flexibles, aprender a perdonarnos más y a disfrutar más cada día".

 

Comentarios