Edición Impresa
Sábado 21 de Septiembre de 2013

Huayra opera con software libre en las netbooks de Conectar Igualdad

El nuevo sistema fue diseñado por un equipo del programa nacional. También está abierto para usarlos en otras computadoras

Y al final las vacas vuelan. La popular frase usada para despertar desconfianza quedó atrás con la aparición del sistema operativo Huayra: el primer software libre desarrollado para las netbooks del Programa Conectar Igualdad, también abierto a otras computadoras. Es que "Huayra significa viento (quechua), y se representa con una vaca voladora, ya que durante muchos años se pensó que la posibilidad de desarrollar valor agregado en el país sucedería «el día que las vacas vuelen». Ese día ha llegado", definieron desde el programa nacional.

Desde Conectar Igualdad precisaron que este sistema operativo se enmarca en la posibilidad de pensar en "la igualdad de oportunidades, el valor agregado nacional, el desarrollo local y la independencia de las corporaciones".

Gratuito. El software fue presentado el viernes 13 de septiembre. En esa oportunidad el ministro de Educación de la Nación, Alberto Sileoni expresó: "Estamos muy contentos de presentar este sistema operativo desarrollado por el equipo de Conectar Igualdad. Un sistema gratuito pensado para incorporarse a las más de 3 millones 200 mil netbooks entregadas a docentes y alumnos, y destinado también a toda la administración pública".

Huayra fue desarrollado por un grupo de promotores del software libre en base a la tecnología Linux. Con cientos de aplicaciones ya instaladas y configuradas, este sistema operativo ofrece editores de imágenes, navegadores, simuladores, editores de audio y video, una suite ofimática, mensajería instantánea, aplicaciones de microblogging, juegos, programas de ciencias, manejo de fotografías, herramientas de programación, y edición de partituras, entre otras herramientas.

Al tratarse de un sistema operativo libre, Huayra puede adaptarse a las necesidades específicas de alumnos, docentes y escuelas, traducirse a lenguas originarias y modificarse según los requerimientos de personas con capacidades diferentes. Si bien fue creado pensando en las netbooks de Conectar Igualdad, puede instalarse en cualquier otra computadora.

"Huayra está en producción en estos momentos, y se va a instalar en las diez líneas de fabricación de los proveedores de netbooks de Conectar Igualdad", señaló Javier Castrillo, coordinador general del equipo multidisciplinario que desarrolló Huayra. Se trata de una plataforma de software libre, estable y sólida.

"Lo que tiene de diferente a otras distribuciones de Linux es que fue pensada desde y en el Programa. En el equipo de Seguimiento, fuimos relevando lo que pasaba en 800 escuelas de diferentes jurisdicciones, y sumamos el feedback de entrevistas realizadas con la comunidad educativa en los Festivales Conectar, pero también las inquietudes recibidas en llamados y correos. Sabíamos que había una necesidad grande de una plataforma sólida y estable, que no dependiera de ningún proveedor ni de sus caprichos. Necesitábamos una plataforma libre para poder montar sobre ella todo el Conectar Igualdad", añadió el coordinador.

Huayra se distribuyó en versiones iniciales de prueba entre un grupo de estudiantes y docentes, que hicieron llegar sus reportes de errores, contribuciones, y sugerencias. Así se fue construyendo un sistema operativo a medida de la comunidad educativa.

"Orgullosos". Para Castrillo, educador popular y militante del software libre desde hace más de veinte años, se trata de un hito: "Es un gran acontecimiento. Estamos orgullosos y esperanzados de que se sigan estas políticas públicas. Estamos convencidos de que el software libre está en la línea de las políticas del estado nacional. Hace veinte años, incluso en el 2011, esto era algo impensado. Pero sabía que algún día iba a llegar este momento".

Para descargar Huayra, los manuales de uso y más información sobre la nueva plataforma se puede ingresar a: huayra.conectarigualdad.gob.ar

Comentarios