Edición Impresa
Domingo 30 de Agosto de 2015

Historias prematuras

Presentan en Rosario un libro que reúne diez relatos verídicos sobre niños y niñas que enfrentaron sus primeros días de vida en la terapia intensiva de un hospital. El coraje de estas criaturas, sus familias y sus médicos en un libro de Unicef e Intramed.

Llegamos a casa con el corazón en un puño. Julián apretaba mi mano tan fuertemente que me hacía doler. Doler con un dolor que no era nada comparado con lo que los dos sentíamos adentro, quemándonos.
  El se recostó, estaba extenuado. Yo di vueltas un rato tratando de hacer algo: acomodar, buscar ... algo. Me fue imposible.
  “Tengo que saber”, me dije.
  Y casi sin pensarlo encendí la PC y escribí en la página del buscador: "prematuros".
  Nuestra hija, Mercedes, había quedado en la clínica, desnuda, enchufada, pequeñísima y desvalida de nuestro abrazo. Fui una paciente pre-eclámptica, primeriza, y a pesar de los controles periódicos esto nos tomó por sorpresa. Mercedes nació con 28 semanas de gestación y alto riesgo de no superar la prueba que significa la prematuridad.
  “Veinte por ciento de posibilidades”.
  Entendí claramente: junto con los hijos nacen los padres, y ahora sé también que con un prematuro nacen padres prematuros y que esta marca la llevamos toda la vida.

  Así comienza “Ochenta por ciento”, de la escritora Ana Cerri, uno de los diez relatos que forman parte de Historias Prematuras, el libro que Unicef presenta el martes en Rosario, en el Hotel Presidente, y que se gestó con la intención de acercar relatos verídicos ficcionados por escritores, a la comunidad y a los médicos.
   Hablar de prematurez, de aquello que se puede prevenir pero también de lo que no se puede evitar es otro de los fines de esta publicación que consigue conmover y hacer tomar conciencia sobre el impacto personal, familiar, social, y en el ámbito de la salud que tiene el nacimiento de un niño o niña que se produce antes de tiempo.
  La prematurez es la primera causa de muerte infantil en la Argentina. Cada año más de 60 mil bebés nacen antes de las 37 semanas de gestación o con menos de 2,5 kilos y necesitan una atención intensiva para lograr sobreponerse. En el mejor de los casos saldrán adelante pero casi nunca sin complicaciones.
  El objetivo de Unicef  y de Intramed — un portal para la comunidad médica que ya impulsó la publicación de otros libros que ficcionan historias de personas con distintos problemas de salud—, es instalar a través de la literatura estos temas, mejorar la relación médico paciente y difundir las diversas maneras de prevenir o actuar a tiempo y de manera eficiente para minimizar daños.
  La obra está inspirada en la medicina narrativa, un movimiento que invita a profundizar sobre el uso de la literatura y la narración para conocer en profundidad y con sensibilidad los relatos, y como éstos pueden ayudar a enfrentar situaciones difíciles.
  La neonatóloga rosarina Laura Levinson dijo a Más que “esta publicación intenta llegar al público general desde otro lugar con la idea de desmitificar algunas situaciones que suceden en una neonatología y al mismo tiempo exponer, con dureza pero sin golpes bajos, la realidad que viven muchos bebés y sus familias”.
  “Es agresivo estar en esa situación, lo es para los padres, para el bebé, pero estas historias reales, contadas en el libro, permiten ver qué pasa desde adentro, ponen en evidencia la importancia del acompañamiento, de los derechos que tiene ese niño a ser atendido desde el punto de vista médico pero también protegido y contenido por sus afectos”, dijo la médica.
  Levinson agregó: “A veces son dos o tres meses de internación, de idas y venidas, de avances y retrocesos. Toda esa angustia contenida ... me parece muy interesante que se le de otro contexto, fuera de lo médico, como lo hace el libro, porque eso nos ayuda a todos, a las familias y también a los médicos, a tener una mirada más humanizada sobre lo que la prematurez significa, sobre lo que implica sacar adelante a un niño pero también sobre lo que viene después que no suele ser fácil”.
  Ana Cerri, una de las autoras, también habló con este diario sobre la experiencia particular de tomar contacto con historias reales puntuales y convertirlas en un texto literario. “Yo había participado en otra experiencia similar al narrar casos de pacientes, pero tomar contacto con estas mamás que tuvieron a sus hijos prematuramente fue muy fuerte. Yo no tengo hijos y ponerme en esa piel no fue nada fácil. En el momento de contar las dos historias en las que participé en este libro una amiga estaba viviendo esa misma situación con su bebé y esa vivencia cercana me ayudó a comprender más ese momento tan movilizador, de tanto dolor en la vida de una familia”.
  “Cuando hicimos la presentación en Buenos Aires vimos la reacción de los médicos. Estaban sumamente conmovidos con los relatos, con los testimonios, y eso que ellos lo viven a diario, pero se nota que escucharlos, leerlos, meterse en las vivencias personales desde un lugar diferente los enternece mucho, se emocionan mucho porque salen de la frialdad de la historia clínica”, dijo Cerri.
  La presentación será el martes a las 18.45 en Corrientes 919. Concurrirán Zulma Ortiz, asesora en salud de Unicef, los escritores Ana Cerri, Patricia Suárez y Mateo Niro. También participarán miembros de la Red de Familias de Niños y Niñas Prematuros y la conductora y madrina del Centro de Estimulación Temprana "El Nido"
de San Isidro, Karina Mazzocco.
  Otros autores que conforman la obra son José María Brindisi, Virginia Cosin, Betina González, Josefina Licitra, Ariel Magnus y Sergio Olguín.
  Para la tapa del libro, el pintor Milo Lockett donó una obra diseñada para este fin. Ternura, encuentro, amor, abrazos, derechos, vida, nacimiento, conexión, dolor, familia son algunas de las palabras que Milo escribió en esta imagen y que ilustran las conmovedoras historias y vivencias incluidas en esta publicación.

Florencia O'Keeffe

Comentarios