Edición Impresa
Sábado 09 de Noviembre de 2013

Hacia sociedades más justas

El proyecto impulsa el pensamiento crítico ante el monopolio de la cultura y el saber sostenido desde una posición hegemónica. En ese marco, "la construcción de una red de personas conscientes de la existencia de un mundo heterogéneo y desigual busca construir sociedades más inclusivas, diversas y justas", remarcan desde el proyecto Subiendo al Sur. Así, entre los temas de discusión aparecen "las distribución de la riqueza, la soberanía de los recursos y el derecho de autodeterminación de los pueblos".

"Subir al sur" es algo que suena diferente, admiten. "Además de estar siempre subiendo cerros, buscamos visibilizar las trampas de la representación, como eso del Sur que figura abajo en los planisferios".

La organización surgió en 2008 "de un grupo de jóvenes de varios países que participamos de una recorrido en Perú y Ecuador. Visitamos poblaciones rurales e indígenas de la América profunda con la asociación Ruta del Inca. Vivimos un contacto con la arqueología y lo ancestral, pero no teníamos contacto con los pobladores, y eso era algo que nos movilizaba, por eso buscamos otra metodología", explica Arturo

Advierten que "algunas universidades becan estudiantes para participar del recorrido educativo y lo evalúan como una pasantía que se suma a la currícula. Además, ese estudiante actuará como factor de transmisión de lo vivido. La Universidad de Cuyo, de Valencia, Alcalá, Madrid, el Instituto Vocacional de Artes de Buenos Aires participan. Con la UNR hubo reuniones, pero faltan acuerdos", dicen.

Comentarios