Política
Sábado 19 de Noviembre de 2016

González Fraga aseguró que "nadie invierte por temor al populismo"

El ex presidente del Banco Central Javier González Fraga afirmó ayer que "nadie quiere invertir en el país porque no saben si no vuelve el populismo dentro de dos años".

El ex presidente del Banco Central Javier González Fraga afirmó ayer que "nadie quiere invertir en el país porque no saben si no vuelve el populismo dentro de dos años".

Además, señaló que la economía va a crecer "tres por ciento en 2017", aunque advirtió que "la reactivación va a ser despareja", con sectores con mejoras, como el campo y la obra pública, pero con otros que tendrán un año "difícil", como la industria textil.

"El gobierno ha elegido un camino gradualista, donde no queda nadie estrictamente satisfecho, teniendo un objetivo político. He estado hace poco en el exterior hablando con más de 40 financistas o potenciales inversores en la Argentina y 9 de cada 10 preguntas tienen que ver sobre la política", planteó el ex titular del Central.

González Fraga aseguró que del exterior "nadie quiere invertir en el país porque no saben si no vuelve el populismo dentro de dos años".

"Macri tiene el estigma de ser el quinto presidente no peronista en 70 años. Los otros cuatro no terminaron su mandato. Entonces, es obvio que tiene que atender la cuestión política, preocuparse por hacer una muy buena elección el año que viene, porque si no, se le derrumba todo el potencial que tiene un cambio de política como el que estamos viviendo", alertó.

Consultado sobre cómo arribará el gobierno a los comicios de medio término, respondió: "Llega no muy bien desde lo económico, porque va a haber una reactivación, pero no la suficiente. Va a ser una elección basada no sólo en lo económico, sino también en el diálogo, la lucha contra la corrupción, la reforma política, la capacidad que tiene el gobierno de enfrentar los temas con la verdad".

En otro orden, señaló que no comparte la "política antiinflacionaria (del Banco Central) basada casi exclusivamente en una restricción monetaria. Eso pudo haber sido entendible allá por mayo, junio, julio, pero la tasa de interés debería estar más cerca de 20 por ciento", en lugar del 25,75 por ciento actual, expresó.

El economista consideró también que la readecuación de la estructura de gastos en las familias argentinas es inevitable.

"Tenemos que enfrentar esta realidad", aseguró en declaraciones radiales, y agregó que "vamos a tener que reconstruir una estructura de gastos que, hasta que el país no crezca, hasta que no lleguen las inversiones, va a afectar por un tiempo a muchos sectores que abastecen nuestro consumo interno, en un mundo que va para atrás".

Respecto de las declaraciones del ex ministro de Economía Roberto Lavagna en cuanto a que la política económica actual se asemeja a la de la dictadura militar y a la de los 90, consideró que "no fueron afortunadas" y recordó que en 2002 "salimos rápido porque Brasil compraba todos los productos industriales y China los agropecuarios, y porque (Jorge) Remes Lenicov ya había hecho la tarea sucia de devaluar".

Consideró que "el dólar de 3,50 de Lavagna sería hoy de 25 pesos, y si se lleva hoy el dólar a 25 pesos el reclamo de las organizaciones sociales se multiplica por cuatro, porque significa una caída del 30 por ciento del salario real".

"Se pudo hacer en el 2002 porque veníamos de recesión y la gente se aguantaba cualquier cosa. Ahora no", agregó González Fraga.

Comentarios