Información Gral
Viernes 13 de Mayo de 2016

Fuerte reducción de los abortos en los países ricos

En mujeres de entre 15 y 44 años pasó de 46 por año en 1994 a 27 en 2014. Pero en los países en desarrollo las cifran se mantienen.

El número de abortos ha decaído hasta mínimos históricos en los países del primer mundo en los últimos 25 años, pero se ha mantenido invariable en los países en desarrollo, donde las condiciones para abortar son menos seguras, según un estudio que publicó ayer la revista científica The Lancet, en la que se precisa que entre 1990 y 2014, cada año se practicaron unos 56 millones de abortos en el mundo.

El trabajo, elaborado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y el Instituto Guttmacher, indica que el número de interrupciones de embarazos no deseados por cada mil mujeres de entre 15 y 44 años pasó de 46 por año en 1994 a 27 en 2014 en el primer mundo.

Ese descenso se explica por la facilidad cada vez mayor para acceder a métodos anticonceptivos en esos países, indican los investigadores, que subrayan que en Europa del Este se registró en ese período la mayor caída en el número de abortos, que pasaron de 88 a 42 por cada mil mujeres.

En el tercer mundo, sin embargo, los abortos tan solo descendieron de 39 a 37 por cada mil mujeres en 25 años, lo que apunta a una necesidad de mejorar el acceso a los métodos modernos de contracepción en esas zonas, según los expertos.

"En los países en vías de desarrollo, los servicios de planificación familiar no parece que estén dando respuesta al deseo cada vez mayor de tener familias cada vez más reducidas. Más del 80 por ciento de los embarazos no deseados se producen en mujeres que no han podido acceder a los métodos contraceptivos que deseaban", afirmó Gilda Sedgh, autora principal del estudio.

Los investigadores, que han recibido fondos públicos del Reino Unido, Holanda y Noruega, así como de diversas instituciones internacionales, han utilizado datos recolectados a partir de encuestas nacionales, estadísticas oficiales y estudios científicos para estimar que en el mundo se produjeron 56 millones de abortos al año entre 2010 y 2014.

Desde 1994, la cantidad de interrupciones de embarazos no deseados cayeron de 38 a 26 por cada mil mujeres en el sur de Europa; de 22 a 18 en el norte de Europa y de 25 a 17 en Norteamérica.

En Africa, donde la gran mayoría de los abortos son ilegales, el número de interrupciones ha pasado de 33 a 34 por cada mil mujeres en los últimos 25 años.

El Latinoamérica, una región con leyes "altamente restrictivas", se pasó de 40 abortos por cada 1.000 mujeres en 1994 a 44 en 2014.

Uno de cada tres embarazos (32 por ciento) terminó en un aborto en Latinoamérica entre 2010 y 2014, la mayor tasa en el mundo en ese periodo, según el estudio, que recalca que "las leyes restrictivas sobre el aborto no limitan el número" de interrupciones del embarazo.

"El estudio ha determinado que los abortos se producen en tasas similares en países donde es legal y en aquellos donde está prohibido", sostiene The Lancet en un comunicado.

Según Sedgh, "las mujeres que viven en los países con las leyes más restrictivas tienen una necesidad de contracepción a la que no se está dando respuesta".

Esas mujeres "quieren evitar quedarse embarazadas pero no están utilizando ningún método de planificación familiar", explicó la experta.

En un artículo que acompaña al estudio en la revista científica, la investigadora en salud reproductiva en la Universidad de California Diana Greene sostiene que "los embarazos no deseados y los abortos sin condiciones de seguridad llevan a las mujeres a sufrir un riesgo de mortalidad maternal más elevado. No se evitan los abortos criminalizándolos, sino que se conduce a las mujeres a recorrer a servicios o métodos ilegales", aseveró.

Comentarios