Amia
Martes 19 de Julio de 2016

Fuerte reclamo para que la causa Amia sea una "prioridad de Estado"

Macri fue al acto en la sede de la mutual, pero por cuestiones de agenda se retiró antes de los discursos de autoridades y familiares de las víctimas.

El titular de la Amia, Ralph Thomas Saieg, destacó ayer los "primeros gestos" del gobierno en torno a la investigación del atentado terrorista contra la mutual judía, ocurrido hace 22 años, aunque advirtió que el Estado "aún debe respuestas", por lo que reclamó que la causa sea considerada "una prioridad". El presidente Mauricio Macri asistió a la ceremonia realizada en la sede de la calle Pasteur al 600, en el barrio porteño de Once, pero se retiró antes del comienzo de los discursos.

"Llevan en sus cargos poco tiempo, pero seguiremos reclamando y pidiendo justicia", les espetó Saieg a los funcionarios presentes junto a Macri. Si bien el jefe del Estado estuvo presente en la sede de la mutual, se retiró antes del inicio de los discursos que pronunciaron el presidente de la Amia, Sofía Guterman (madre de una de las 85 víctimas) y el periodista Gerardo Tato Young.

"En diciembre pasado, la Argentina eligió en forma democrática un cambio de gobierno. Los primeros gestos frente a la causa fueron realmente positivos. Recibimos con satisfacción la decisión de que el memorándum de entendimiento con Irán quedaba sin efecto, porque siempre creímos y dijimos que era un instrumento inútil para el propósito que en teoría perseguía", expresó Saieg.

No obstante, advirtió que hay "agujeros negros sobre los que todavía debe respuestas el Estado para el total esclarecimiento".

"Les pedimos al titular de la Unidad Amia, Mario Cimadevilla, y al ministro de Justicia nacional, Germán Garavano, que la causa sea una prioridad de Estado", expresó Saieg.

"Sabemos que llevan en sus cargos poco tiempo, pero llevamos aquí 22 años reclamando, soportando la triste realidad de no tener ni un solo detenido. Y sepan que lo seguiremos haciendo y continuaremos reclamando justicia", subrayó.

Como cada año, el acto oficial comenzó, a las 9.53, con el sonido del shofar —el cuerno de carnero litúrgico judío— y de una sirena.

Estuvieron presentes, además de Macri (quien se retiraría en breve), la vicepresidenta Gabriela Michetti; el jefe de Gabinete, Marcos Peña; la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich; su par de Ambiente, el rabino Sergio Bergman; autoridades de la Amia y de la Daia y familiares y allegados de las víctimas, a las que se mencionó una por una.

Macri llegó, a las 9.30, acompañado por el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y por Saieg. Se ubicó en la primera fila, frente al escenario principal. Pero, a los pocos minutos y cuando comenzaba el discurso del titular de la Amia, partió bajo el argumento de cuestiones de agenda, según confirmó Bergman.

Mezclado con el público también se lo vio al titular de la Cámara baja santafesina, Antonio Bonfatti.

Saieg también afirmó: "Los terroristas que atacaron la mutual no preguntaron qué partido político nos cae más simpático o qué modelo económico está más cercano a nuestra posición ideológica. Simplemente, quisieron destruir un emblema del trabajo solidario, como es la Amia, y así herir el corazón de todos los argentinos. Del mismo modo en que, bajo diferentes denominaciones, el extremismo sigue desangrando día a día a numerosos países".

En ese contexto apuntó contra "ciudadanos iraníes y Hezbollah" por el hecho y señaló la "conexión local, que todavía debe ser investigada". Y expresó: "El hartazgo frente a la impunidad nos une, como el rechazo a la corrupción y la imperiosa necesidad de alcanzar justicia".

A su vez, dijo que la "falta de esclarecimiento de la muerte del fiscal (UFI Amia) Alberto Nisman pone en jaque la salud misma de la República".

Guterman, a su turno, afirmó que, "cuando la Justicia está ensangrentada y acepta la impunidad, es corrupción".

La representante de los familiares de las víctimas celebró, además, la caída del pacto que había firmado el gobierno kirchnerista con Irán: "Ojalá que en un próximo aniversario podamos gritar «se pudo» hacer justicia, se terminó la impunidad".

Memoria Activa

La agrupación Memoria Activa, de familiares de víctimas de la Amia, repudió ayer la presencia de un partido de tendencia neonazi en una reciente reunión de juventudes en la Casa Rosada. Memoria Activa realizó un acto propio de recordación de las víctimas del atentado perpetrado el 18 de julio de 1994.

Comentarios