Cristina Fernández de Kirchner
Jueves 19 de Mayo de 2016

Florencia Kirchner desmintió que se haya refaccionado el chalet en Olivos

La hija de la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner negó la información que indicaba una inversión en la Quinta. "Tapan los despidos y los aumentos de tarifas", manifestó.

Florencia Kirchner, la hija de la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, negó hoy que se haya reformado el chalet de huéspedes de la Quinta de Olivos para que ella viviese allí durante su embarazo y el nacimiento de su hija Helena, con un costo de 28 millones de pesos, y además apuntó contra los medios al señalar que "sacan esta información para tapar el recorte los más de 150.000 despidos y los aumentos de tarifas".
Tras la noticia publicada por el diario Clarín y el portal Infobae sobre los gastos para arreglar una casa en Olivos, Florencia Kirchner escribió una carta desmintiendo la información que había confirmado al matutino nacional el actual director de Vialidad Nacional, Javier Iguacel, y con varias críticas hacia los medios de comunicación.
Irónicamente, la hija de la expresidenta comienza su descargo publicado en las redes sociales de su madre con la afirmación de que "posiblemente sería buenísimo que a las embarazadas se nos construya una especie de búnker para habitar por nueve meses".
En ese sentido, aclaró: "Durante los casi doce años que viví en Olivos, las únicas remodelaciones que se hicieron en la casa huéspedes fueron: Retiro de alfombras y colocación de parquet donde no había piso; pintura Exterior; cambio de tejas rotas por temporales", detalló.
"Es decir, se arregló la casa en cosas básicas, y digo la casa porque nunca fue mi casa. En mi casa estoy escribiendo ahora. En Montserrat, donde vivo. No sé de dónde sacan esa información", sentenció. Y continuó: "Cristina lo que hizo en Olivos fue cuidar el chalet presidencial, no se tocó nada, es patrimonio histórico, y es un casa que pertenece a todos los argentinos, no la nuestra. Y bien sabíamos que después de ella vendrían otros presidentes que también necesitarían habitar un lugar en condiciones".
En su carta, Florencia cuestionó los arreglos que realizó el presidente Mauricio Macri al asumir y se preguntó: "Sería bueno saber el costo de la totalidad de los pisos que estaban en perfecto estado, y en especial el del vestíbulo principal que tenía el piso original de la residencia procedente de Italia, similares a los que hay en la Casa Rosada".
"Como así también saber por qué se retiraron los valiosos hogares tallados en mármol que presidían el salón blanco y el escritorio de Olivos. Ambos también existentes al momento de nuestro ingreso como familia", agregó la hija de la ex presidenta quien también indicó que "también se hicieron más refacciones en otros lugares de la quinta de Olivos, muy importantes para gestionar el Estado como las canchas de tenis, fútbol y golf".
En su crítica a los medios de comunicación, Florencia Kirchner escribió: "Yo me pregunto por qué el periodismo no habla de ninguna de estas cosas y sigue tan fanatizado con la idea de demonizar a Cristina y su familia ¿Será que del actual presidente no se puede hablar a verdades completas?".
"Será para tapar, una vez más, parte de las cosas que están sucediendo actualmente: Recorte de la educación pública, los más de 150.000 despidos, lo que están sufriendo las chicas trans con la policía en Salta, los aumentos del gas, la luz y todos los servicios básicos, contando con que no hay un aumento en los sueldos, y podría así seguir enumerando".
"Casualmente esta nota sale un día después de la sesión sobre la ley antidespidos, y digo casualmente porque intento no pensar mal de nadie", agregó Florencia Kirchner, quien cargó sus tintas con el portal Infobae tras remarcar que "a los chicos y chicas de la nota que nadie firmó, les recuerdo: sigo sumamente interesada con la idea de crear un búnker para embarazadas disidentes de la sociedad patriarcal".

Comentarios