Estacionamiento medido
Jueves 26 de Mayo de 2016

Estacionamiento medido: el PRO no quiere cuidacoches en la zona

Los concejales macristas quieren introducir la prohibición a la discusión sobre la prórroga del servicio de parquímetros.

En medio de la discusión por la extensión de la concesión del servicio de estacionamiento, el bloque de concejales del PRO volvió a impulsar un proyecto que busca prohibir la actividad de los cuidacoches en las zonas con parquímetro, el barrio Pichincha y los alrededores de la Estación Fluvial y los lugares donde se desarrollan eventos masivos.

La polémica iniciativa fue presentada hace dos años por el ex concejal Rodrigo López Molina, pero nunca llegó al recinto. Ahora, el PRO quiere sumar la propuesta al debate sobre la prórroga por tres años del servicio que presta la firma Tránsito Rosario en el macrocentro de la ciudad.

"Creemos que es el momento oportuno para empezar dar una discusión sobre este proyecto", apuntó Renata Ghilotti. La concejal advirtió que "en las zonas donde funciona el estacionamiento medido y también cuidacoches, el usuario se encuentra con una doble imposición pagando por un servicio legal y una actividad irregular", sostuvo.

La concejala del PRO consideró que "la situación de los cuidacoches es uno de esos temas que se deberían abordar" en medio del debate sobre el estacionamiento y recordó que "así como nosotros planteamos la prohibición, hay otros bloques que plantean otras posibilidades".

El debate sobre la actividad de los cuidacoches no será la única exigencia que imprima el PRO a su aprobación de la continuidad de la prestación del servicio de parquímetros.

"También queremos conocer cuáles son los planes que tiene la empresa para mejorar el sistema", sostuvo Ghilotti.

La concejal apuntó que "si bien se presentó una propuesta con una inversión de 21 millones en máquinas y señalización no se han indicado los plazos ni las prioridades que tiene el servicio".

La propuesta. El proyecto presentado hace dos años por el ahora diputado provincial Roy Lopez Molina prohibe la actividad de los cuidacoches en tres zonas del macrocentro de la ciudad y trescientos metros a la redonda de lugares donde se desarrollen espectáculos artísticos o deportivos de concurrencia masiva.

Concretamente, la iniciativa busca alejar los cuidadores de vehículos del área donde funciona el estacionamiento medido, de barrio Pichincha y los alrededores de la Estación Fluvial y "cualquier otra zona que determine la reglamentación" de la norma.

La propuesta señala a la Secretaría de Control y Convivencia del municipio como la encargada de hacer cumplir la norma y establecer el sistema de sanciones para castigar infracciones, "con multas de hasta dos mil pesos".

La dependencia municipal será la encargada de realizar un relevamiento de las personas que se desempeñan como cuidacoches en los sectores que quedarán vedados para incorporarlos en los programas de las escuelas municipales de oficios y los programas de capacitación laboral implementados por el municipio, la provincia o la Nación.

Comentarios