Escenario
Domingo 08 de Octubre de 2017

Los estrenos bajo la lupa de Escenario

Ver gente reírse en una sala por lo mala que es una película es un mal síntoma. Esa es la síntesis de "Desearás al hombre de tu hermana".

"Blade runner 2049", a la altura del mito

Calificación: ****. intérpretes: Ryan Gosling, Harrison Ford, Robin Wright, Ana de Armas, Jared Leto y Sylvia Hoeks. Dirección: Denis Villeneuve. Género: Ciencia ficción. Salas: Monumental, Showcase, Hoyts y Village.

Encarar una secuela de "Blade Runner" (1982) —la película de Ridley Scott que con el tiempo se convirtió en un filme de culto— significaba a priori más que un desafío. ¿Quién iba a estar a la altura de una película tan influyente dentro del género de ciencia ficción? Hollywood se ha equivocado mucho con las secuelas, pero en "Blade Runner 2049" encontró todas las respuestas correctas: el director Denis Villeneuve ("La llegada", "Sicario"), los guionistas Michael Green y Hampton Fancher (que también escribió la original), el genial director de fotografía Roger Deakins y dos actores que calzan perfecto en sus personajes: Ryan Gosling y Harrison Ford. Villeneuve consigue continuar la estética y el espíritu de la película original, con su tono de futuro apocalíptico y policial negro, pero a la vez expande visualmente ese universo y, lo más importante, tiene una historia para contar. Acá los personajes vibran y se conectan en una historia intensa, que profundiza en aquellos interrogantes de los años 80: un futuro de explotación, de incertidumbre y de deshumanización. No hay espacio aquí para adelantar nada de la trama, pero hay que remarcar que es conveniente repasar el filme original para refrescar el origen de algunos personajes. Tal vez lo único reprochable de "Blade Runner 2049" sea su metraje excesivo (163 minutos), pero es disfrutable el viaje completo para llegar al final, que es inolvidable.

Por Carolina Taffoni


"Yo soy así, Tita de Buenos Aires", Como toda mujer

Calificación: ***. Intérpretes: Mercedes Funes, Damián De Santo, Esther Goris, Mario Pasik, Andrea Pietra. Dirección: Teresa Costantini. Género: Biográfica. Salas: Del Centro, Hoyts, Monumental, Showcase y Village.

Las luces y sombras de la fama, en eso se centra esta película autobiográfica que cuenta la vida de la gran Tita Merello.

Una mujer fuerte, de carácter dominante e irascible, pero que pese a eso, no le evita sufrir por amor. Lo cierto es que el trabajo de la protagonista, Mercedes Funes, es impecable y alcanza una cercanía con el espectador que trasciende la pantalla y emociona.

El filme, con un estilo de narración clásica, comienza con los inicios de la actriz y cantante en cabarets de mala muerte y en una época en la que la mujer era cosificada.

Por eso es admirable ver cómo la estrella se va haciendo su lugar. Pero el verdadero hincapié que realiza la directora Teresa Costantini es en el universo romántico de Merello, con el astro Luis Sandrini (Damián De Santo). De esta manera, el filme consigue mostrar la dualidad de esta estrella argentina tan omnipotente en el escenario como vulnerable en la vida, mientras desfilan íconos como Carlos Gardel, Juan Domingo Perón, Eva Duarte y Hugo Del Carril, entre otros. Así como la cuota política queda expuesta con una escena en la que no consigue trabajo tras la caída del peronismo.

Por Luciana Boglioli


"Un bello sol interior", vamos a hablar de amor

Calificación: ****. Intérpretes: Juliette Binoche, Xavier Beauvois, Philippe Katerine, Josiane Balasko, Sandrine Dumas y Nicolas Duvauchelle. Dirección: Claire Denis. Género: comedia dramática. Sala: Cines del Centro.

Revisar el pasado y las relaciones es una constante en las películas de Claire Denis. La directora francesa lo vuelve a hacer en "Un bello sol interior" inspirado en "Fragmentos de un discurso amoroso", de Roland Barthes. La misma directora advirtió que su película no debía verse como una adaptación de ese texto, pero es partir de allí que construye el universo desolado, histérico, contradictorio, irascible y sensible de Isabelle.

   Interpretado por Juliette Binoche -y la actriz transmite con sutileza cada uno de esos estados- Isabelle es una artista plástica de mediana edad, bella, atractiva, sexy, inteligente y, sobre todo, que intelectualiza cada una de las ideas, hechos y palabras que le dan forma a su vida. Tal como lo hizo en "Chocolate", "Bella tarea" o "35 Rhums", sus personajes no pierden de vista un pasado que irrumpe de alguna manera en el presente. En el caso de Isabelle, su zozobra emocional también la hace dudar del futuro. Entre flashes de un humor elíptico y amargo, Isabelle tiene sexo, se enamora y se decepciona y construye discursos que intentan desentrañar el misterio y la falibilidad del amor.

Por Rodolfo Bella


"Desearás al hombre de tu hermana", da risa de tan mala

Calificación: *. Intérpretes: Carolina Ardohain, Mónica Antonópulos, Andrea Frigerio, Juan Sorini, Guilherme Winter. Dirección: Víctor Laplacez. Género: Biográfica. Salas: Del Centro, Hoyts, Showcase, Monumental y Village.
Ver gente reírse en una sala por lo mala que es una película es un mal síntoma. "Desearás al hombre de tu hermana", de Diego Kaplan, lo logra, al pecar de pretenciosa, de querer seducir a la crítica con el mote de que es una película kitsch y almodovariana, cuando en realidad está mal guionada, pésimamente actuada, tiene una defectuosa ambientación de época (la historia transcurre en los 70 como si el único tip de esa década fuera la ropa colorida y el estilo hippie) y encima pretende ser erótica y lo último que despierta en el espectador es erotismo. El gancho es Pampita, que en su debut cinematográfico utiliza su nombre Carolina Ardohain, pero (mala noticia para sus fans) a la novia de Pico Mónaco y jurado de "ShowMatch" no se le ve absolutamente nada. O sea, ni sale desnuda ni se le cree una sola línea de su parlamento y mucho menos conmueve en lo expresivo. La historia, basada en el libro de Erika Halvorsen ("El hilo rojo"), plantea el enfrentamiento de dos hermanas: Ofelia (Pampita) y Lucía (Mónica Antonópulos), cuya madre (Andrea Frigerio, la única que se salva de este bodrio) es una mujer desprejuiciada. Hay un drama familiar no resuelto y el deseo de las hermanas, ya desde niñas, se asocia más a lo carnal que al amor. La competencia entre ambas explotará el día de casamiento de Lucía con Juan (Juan Sorini, protagonista de escenas insólitas), dado que Ofelia llega de Brasil con su nuevo novio Andrés (un pésimo Guilherme Winter, el de "Moisés y los diez mandamientos"). El director pretende hacer un cine kitsch y le salió una mala imitación al cine de Armando Bó. Se ven culos y miembros masculinos, chicas haciendo sexo oral y guiños naif del más burdo erotismo que no erotiza. De lo peorcito del cine argentino de los últimos años.
Por Pedro Squillaci

Comentarios