Escenario
Viernes 08 de Septiembre de 2017

La música es un corazón que sale de lo oscuro

Luis Salinas recuerda una frase que dijo una vez su hijo, cuando era muy chiquito y le quedó grabada para siempre: "La música es un corazón que sale de lo oscuro". Ese día afirma que se dio cuenta que Juan tenía sensibilidad para el arte.

"Yo creo que hay que acompañarlo, a los pasos hay que darlos lentos pero seguros. Yo a Juan nunca lo vi como guitarrista acompañante, siempre lo vi con condiciones de líder", afirma Luis con un orgullo desbordante por ser por primera vez el músico invitado en el show de su hijo.

"Una vez, cuando era chiquito, me acuerdo que nos pusimos a escuchar un disco de Santana y tratamos de sacar algo arriba con la guitarra. Y después puse el disco de nuevo y le dije "ahora tenés que ser vos" para que desarrolle su personalidad. Más allá de una cuestión genética, siempre digo que es más fácil ser uno que ser otro", destacó Luis.

"Es muy difícil hablar de los hijos y ser objetivo, es muy difícil explicar la emoción" dirá cuando se le pide una opinión sobre la capacidad artística de Juan como guitarrista.

Y agregó: "No creo en la Iglesia pero creo mucho en Dios, y creo que es un regalo de Dios poder hacer lo que amás con tu hijo".

"Creo que él ya tiene una personalidad como ser y la va trasladando a la guitarra en su manera de tocar. Uno no puede tener swing arriba del escenario y perderlo abajo", graficó.

Luis Salinas sabe muy bien qué es dejar un sello propio como instrumentista y por eso recuerda qué le dijo a su hijo el día que estuvieron cara a cara con Luis Alberto Spinetta: "Cuando fuimos a la casa de Spinetta le dije que iba a conocer a alguien que siempre es Luis. Y le transmití que un artista es alguien que simplemente se deja ser, y eso hace que tengas tu personalidad. Eso es lo que pienso yo, porque los músicos imitadores no tienen mucho futuro. La gente quiere escuchar algo único, distinto".

Comentarios