Escenario
Martes 03 de Enero de 2017

"Esta comedia tiene corazón, los personajes no se limitan a contar un par de chistes"

Bryan Cranston, el famoso actor de "Breaking Bad", se pone en la piel de un padre que no soporta al novio de su hija, un joven millonario y excéntrico

¿Qué harías si el novio de tu hija fuese un multimillonario insufrible? A esa pregunta se enfrenta Ned (Bryan Cranston), un padre amoroso pero sobreprotector que durante las vacaciones de verano conoce a la pareja de su hija universitaria, Laird, un bien intencionado pero socialmente insoportable billonario de Silicon Valley (James Franco). El inocente Ned piensa que Laird, que no tiene ningún filtro, es un partido tremendamente inapropiado para su hija. Y la rivalidad y el nivel de pánico de Ned aumenta cuando se encuentra fuera de sintonía en un glamoroso centro de alta tecnología.

Este es el planteo de "¿Por qué él?", la comedia que el jueves llega a los cines de Rosario. La película está protagonizada por Bryan Cranston, el actor que se hizo mundialmente famoso en la serie "Breaking Bad", y James Franco, el protagonista de éxitos como "127 horas" y "Este es el fin". La dirección está a cargo del experimentado John Hamburg, que coescribió el guión del clásico "La familia de mi novia" (con Robert De Niro y Ben Stiller) y dirigió "Mi novia Polly" y "I Love You Man".

"Ha sido muy divertido filmar esta película", dijo Bryan Cranston. "Fue refrescante reencontrarme con esa parte tonta, risueña y hasta ridícula de mí, tan opuesta a los dramas que venía protagonizando últimamente. Esa fue una de las razones por las cuales quise hacer esta comedia. Me gustó la premisa, me gustó trabajar con John (Hamburg) y además tengo una hija de 23 años, por lo cual me puedo relacionar con mi personaje. Como todo padre espero que mis hijos tomen las decisiones correctas mientras abandonan el nido", explicó.

"Si mirás mi filmografía, vas a ver que no me gusta repetirme", agregó el actor de filmes como "Trumbo" y "El infiltrado". "Esta película significa un cambio con respecto a lo que venía haciendo, una comedia donde interpreto un papel protagónico a mi edad, pero es para las generaciones más jóvenes. No sé cuándo se va a dar esta oportunidad otra vez, entonces representó un desafío", aseguró.

Esta es la primera gran comedia que protagoniza Bryan Cranston desde que la serie "Breaking Bad" cambió su vida. "Creo que «¿Por qué el?» llegó en el momento correcto para Bryan", dijo el director John Hamburg. "El es un actor enorme que trabajó en un montón de series, hasta que lo descubrimos en la genial comedia «Malcolm in the Middle». Después obviamente se volvió un ícono como Walter White (en "Breaking Bad"). Pero pienso que toda esa oscuridad que por seis años definió su vida también le pasó factura. Creo que él estaba buscando algo más liviano, para usar todos esos trucos de comedia que había desarrollado tan bien en «Malcolm in the Middle». El es un genio. Cuando empieza a actuar es una fuente inagotable de ideas y sugerencias. Es un hombre muy retorcido. No importa lo que pienses. Muchos de los momentos más filosos de la película fueron aportes de él", afirmó.

Por su lado, Cranston contó que "trabajar con John fue fantástico. El tiene una idea muy específica de lo que quiere hacer, pero está suelto. No es rígido en su estructura ni está atado completamente al guión. Tiene una sensibilidad muy libre, nunca está tenso o gritando. Parece muy suelto y relajado, y es el capitán del barco el que fija el tono. Si él hubiese estado nervioso o temeroso, el equipo hubiese vibrado de esa manera. Por el contrario, él fue amigable, abierto y siempre compartió sus ideas. Fue muy divertido", relató.

El actor también contó que hubo mucha improvisación en el set. "Es la naturaleza de hacer una comedia como esta. Vos te aprendés los diálogos que están en el guión y una vez que estás seguro empezás a hacer lo que te parece apropiado para tu personaje", señaló. "Este personaje fue muy desafiante para mí porque era como un pez fuera del agua. El está en una ciudad diferente, en un ambiente diferente al suyo. Su hija está está con este tipo que él no entiende, y él es como un venado encandilado por las luces. Esto se presta más para la comedia física en un principio, pero cuando mi personaje Ned empieza a elaborar un plan para hacer fracasar al novio de su hija, entonces se vuelve más extrovertido", explicó.

En la visión de Cranston, la película "tiene un humor subido de tono. Es una comedia muy abierta", opinó. "Puede ser cruda, pero yo no la hubiese hecho si no me hubiese sentido identificado con el guión. Eso es lo divertido, y por eso esta comedia tiene corazón. Estos personajes no se limitan a contar un par de chistes. La comedia viene directamente de los personajes, de quiénes son y de la posición que ocupan, y eso la hace auténtica. Los protagonistas somos tan distintos como el día y la noche. Y cuanto más diferentes somos, más picante se pone la comedia", observó.

El director John Hamburg también quiso reflejar el exótico mundo de los jóvenes millonarios que crean nuevas industrias y dejan obsoletas a las tradicionales: "Con este guión estaba pensando sobre la dinámica entre padres e hijos y en cómo esto cambió en los últimos 10 ó 15 años. Y así vemos a estos jóvenes billonarios, como el chico que fundó Snapchat o Shawn Parker. La gente que tiene empleos tradicionales en las corporaciones siente que se está transformando en una cosa del pasado", apuntó.

"Fue refrescante

reencontrarme con esa parte risueña de mí, tan

opuesta a los dramas que venía protagonizando"

Comentarios